115 años junto a cada tresarroyense

ST 13. 5°
Nubes dispersas

El Campo

Clima

Carballo trajo buenas noticias

13|10|17 10:31 hs.

En su disertación en la Cooperativa Agraria, la licenciada Stella Carballo dejó buenas nuevas para los productores agropecuarios de esta región. La especialista del INTA Castelar, indicó que se esperan lluvias normales en el último trimestre del año, no hay riesgos marcados de heladas tardías y tras un enero con posible faltante de agua, en febrero volverían las precipitaciones. 


Así las cosas, en términos generales, el clima acompañaría la evolución de la fina y el arranque de los cultivos de cosecha gruesa. 

- ¿Qué características tendrá la última etapa de 2017 y el inicio de 2018? 
- Este año al igual que el anterior nos va a acompañar un año neutro. Cualquiera puede pensar que otra vez vamos a tener problemas con las lluvias en diciembre y noviembre. Pero yo aclaro que podemos tener dos años seguidos un Niño o Niña o un año neutro, y siempre van a ser distintos. No se repiten los sistemas. Además de lo que pasa en el océano Pacífico, el Atlántico también juega y es el que determina el volumen de lluvia y los lugares dónde esa lluvia cae. Y este año está presentando una condición diferente a la del pasado.

- ¿Cuáles son las diferencias? 
- El año pasado la forma de ingreso de humedad hacía que los mayores volúmenes se colocaran en la zona central del país, dejando que durante muchos meses tanto en el norte como el sur no tuvieran agua. En tanto, este año tenemos una movilidad mayor del anticiclón. Los sistemas de ingreso de humedad son más variables, entonces estamos teniendo semanas que llueve en el noreste del país, semanas que llueve en el centro, otras en el sur... Nos está dando una lluvia más repartida. 

Pero ¿qué pasa? Hay lugares en los que el año pasado ya partíamos con condiciones de extrema inundación, entonces cualquier lluvia adicional vuelve a poner la situación en una extrema gravedad, y eso es lo que sigue pasando en la zona central. Las zonas que no tuvieron ese problema el año anterior, están recibiendo lluvias más armónicas, siguiendo la evolución de los cultivos. 

- ¿Y esa situación va a continuar? 
- Esto va a continuar, las lluvias se van a seguir cubriendo en diferentes semanas todas las áreas, con lo cual esperamos un noviembre y diciembre con lluvias acompañando la evolución de los cultivos. Lo malo es que, en algunos casos, sobre todo en donde está comprometida la situación, pueden volver a darse situaciones agravamiento. 

- ¿Qué podemos esperar de enero y febrero? 
- Enero es el mes en el que las lluvias se separan una de otra, entonces puede darse algún faltante que agua que inmediatamente se normalizará al entrar en febrero. 

- Con este escenario de octubre y noviembre, ¿baja la posibilidad de la heladas tardías? 
- Sí, como estamos esperando un buen sistema de lluvias en lo que resta de octubre y en noviembre, que sería el período más sensible, creo que vamos a sortear bien ese riesgo. 

- ¿Los fenómenos climáticos que hemos visto en los últimos meses están relacionados con el calentamiento global? 
- Para mí forma parte de la variabilidad natural, que la expresan la historia que cuentan los suelos, la historia que cuentan los árboles, la historia que cuesta los pólenes, con lo cual queda más que certificado que esa variabilidad ha existido y existirá a lo largo de la historia de la tierra. Lo que pasa es que como hay periodos en que las cosas vuelven a suceder después de 50, 60 o 70 años, hay un olvido. 
Entonces uno dice "esto es nuevo, nunca visto". Nos pasó ahora con este período de huracanes tan tremendos en Estados Unidos, pero se hacen los estudios pertinentes y se ve que hace 50 años hubo una estación de huracanes incluso más activa que la actual. Es decir, la variabilidad natural existe y la tenemos que considerar. No existe nada anormal, que nunca se haya dado. Por ejemplo, a fines de 1800 tenemos registros de lluvias iguales o superiores a los actuales en los mismos lugares.