//

115 años junto a cada tresarroyense

ST 30. 0°
Despejado

La Ciudad

Lo confirma un precedente

A la erosión costera se la puede contener

06|12|17 09:38 hs.

Se puede recuperar una playa castigada por la erosión. Con determinación y conocimientos se logró fijar un precedente en las costas de Villa Gesell. Allí en 2006, quien resulta ser el concesionario del balneario Noctiluca demolió las instalaciones cementadas del antiguo adjudicatario y orientó el desarrollo de esa porción costera hacia la generación de una playa sustentable a partir de una construcción de espacios para servicios en madera y pilotes, y sobre todo concentrado en el cuidado del mayor recurso, la arena.


Un año después de haberlo construido, el único balneario argentino que en la actualidad califica bajo normas Iram 42.100 -específica para el sector- y que también cuenta con la única máquina existente en la costa atlántica para la limpieza de la arena, comenzó un intenso y permanente trabajo para recuperar el sedimento que por diferentes circunstancias iba perdiendo por la erosión. 

Marcelo Santurión es el responsable de esa exitosa concesión. Contó a LA VOZ DEL PUEBLO que diagramó un trabajo de enquinchado a partir de estudiar las estadísticas de los vientos registradas desde los años '30, que pudo obtener gracias al Servicio Meteorológico Nacional. 

"Lo que hace es recuperar la arena voladora, dado que Claromecó y toda la costa atlántica es ventosa. El enquinchado lo que haría es atraparla antes de que llegue al continente porque si no se va a la ciudad", dijo Marcelo Santurión. 


Así advirtió cuales son "las predominancias" anuales de los vientos y en función de ese comportamiento comenzó a colocar diferentes tipos de enquinchado, tanto en longitud como en altura, ya que quería recuperar arena para la playa, pero también necesitaba el recurso para la zona de los servicios de su balneario. Así fue como comenzó a gestar lo que hoy puede apreciarse en persona, como así también en las redes sociales.


Para la limpieza de la arena, el balneario cuenta con una máquina Cherrington que elimina -por medio de zarandas- hasta las colillas de cigarrillos


"Nada de arena"
"Cuando llegué había lugares en donde no había prácticamente nada de arena, sacamos las piedras limpiamos todo. Lo hicimos con pala mecánica para sacar lo que más se pudiera, privilegiando no retirar la arena limpia", contó Santurión quien también debió trabajar sobre los restos de mampostería y la arena sucia e irrecuperable para los usos recreativos. 

Confió que el proceso llevó también "mucha limpieza a mano", tras lo cual compró la máquina para limpiar la playa, en Estados Unidos. "Es la única que hay, lamento muchísimo que sea la única, tendría que haber muchas más en nuestras playas". 

 Se trata de una Cherrington que lleva adelante un proceso de limpiado de la arena. Describió que "en una sola pasada se entierra -son de arrastre o autopropulsadas- meten la arena como en un embocador de cosechadora y desde que ingresa hay un tipo de zaranda con hidráulicos que van golpeando y tamizándola. La filtra y se queda con la basura que la va metiendo en una tolva". 

"La erosión costera es algo que viene sucediendo hace muchos años. Los enquinchados son un mitigador de esa grave erosión". 


Además en Noctiluca está implementando una zaranda con la cual puede juntar hasta las colillas de cigarrillos. Y remarca que durante el tratamiento que recibe la arena, mueren bacterias anaeróbicas generando un sistema de desinfección debido a que el sedimento vuelve a la superficie aireado y sin bacterias. Luego se rastrilla y nivela. 

El enquinchado 
En cuanto al balneario propiamente dicho, está asentado sobre una madera dura, de anchico, que tiene un promedio de vida de más de 60 años. Sus bases fueron enterradas a 1.10 m y, 1.20m. Y es una construcción hecha en cuadricula, elevada entre 1,50 y 1,90 de altura. Una forma de darle pelea a la erosión en su porción de playa estaba en marcha, ahora faltaría acentuarla con el enquinchado. 

"La erosión costera es algo que viene sucediendo hace muchos años. Los enquinchados son un mitigador de esa grave erosión. Sabemos que por el calentamiento global cada vez se complica más porque está aumentando cada vez más el nivel del mar", aclaró antes que de seguir describiendo el trabajo llevado a cabo. 


Desde 2006 Noctiluca es un balneario no agresivo para el medio ambiente costero. Está construido en materiales nobles y con técnicas para recuperar el recurso más valioso, la arena


Ahora, sobre el método para fijar arena de playa dijo que "lo que hace es recuperar la arena voladora, dado que Claromecó y toda la costa atlántica es ventosa. El enquinchado lo que haría es atraparla antes de que llegue al continente porque si no se va a la ciudad". 

En este sentido agregó que en el marco de sus visitas hechas por invitación del director de Turismo, Pablo Ledesma, pudo observar "la dificultad que tienen con la arena los días que el viento se clava del sur, les hace un desastre y la ciudad se llena de arena".  

"Si no tienen control sobre esas plantas el faro va a estar más en dificultad y va a haber más erosión porque los médanos irregulares generan corrientes de viento", planteó. 


Plantas, arena y faro 
Desde su experiencia observa que representan una barrera que filtra arena y viento. "No se hace un médano fijo, la hace circular. Uno para fijar un médano tiene que poner alguna planta nativa", explicó. 

E inmediatamente asoció esa imagen con el faro claromequense sobre el cual dijo que "si no controlan las plantas un día la arena les va a tapar el faro porque ese tipo de plantas que fija -cuando crecen- siguen fijando y cada vez el médano se hace más alto. Si no tienen control sobre esas plantas el faro va a estar más en dificultad y va a haber más erosión porque los médanos irregulares generan corrientes de viento", planteó. 

El trabajo de enquinchado comenzó cuando Noctiluca había transitado su primer año. "Veía que me faltaba arena, no teníamos ni para armar las carpas. Cuando el mar subía nos inundaba todo el sector", recordó Santurión. Y explicó que también es importantísimo que en "Claromecó se restrinja el acceso de vehículos a la playa. Es increíble la cantidad que vi". 

Da resultado 
La respuesta del enquinchado no se hace esperar. "Desde el mismo momento en que lo implantás empieza a surgir el efecto. Puse en dos o tres áreas distintas, en el área donde teníamos que armar las carpas, abajo y después pequeños enquinchados adelante para empezar a recuperarla en la playa y levantar el nivel de la arena", apuntó. 


Marcelo Santurión recibió a la por entonces candidata a la gobernación, María Eugenia Vidal, en Noctiluca


Sus dimensiones fueron de alrededor de 30 centímetros de alto para cubrir muy rápido el sector que necesitaba el sedimento, y otros de 1,10 m. En cuanto a la longitud los hubo de 20, 40 y hasta 60 metros de largo. Dijo además que el sistema tiene efecto desde un primer momento porque la costa atlántica es ventosa y antes de hacer enquinchados buscó las estadísticas de vientos del año 30 en adelante.

"Tenemos una predominancia en los meses de invierno, y normalmente de diciembre a marzo el dominio del viento rota. Entonces tenemos acumulación desde otro lado, y uno tiene que generar el enquinchado de ese lado para que acumule desde el sector opuesto", manifestó. 


Auditor para Nación 
Todo este trabajo no resultó de otra cosa que el mismo interés y determinación por mejorar las condiciones de una ración pequeña perteneciente a una costa como la de Villa Gesell, uno de los destinos de la costa atlántica más convocantes. Esa fue la base, porque Marcelo Santurión no sólo sostiene el nivel alcanzado sino que fue por más y se formó.

"Este trabajo hizo que hoy yo esté trabajando en el equipo de Medio Ambiente del Ministerio de Turismo de la Nación. Soy freelance, auditor categorizado en cuestiones medioambientales. Estudié y me especialice. Soy especialista en Gestión de Calidad Turística, es como una carrera de grado. También soy auditor de normas Iram. Y el disparador fue el balneario", confió.