115 años junto a cada tresarroyense

ST 22. 8°
Despejado

La Región

NUEVOS POZOS EN CLAROMECO

Obra de agua: el rol de los geólogos

12|04|18 22:23 hs.

Continúan los trabajos en la obra de los nuevos pozos de agua en Claromecó. La empresa Pablo Romero S.A. está realizando las perforaciones de los pozos testigo, es decir, aquellos que serán analizados para determinar la calidad y condiciones del agua allí existente. Los pozos testigo serán seis, y está previsto que el fin de semana se finalice con el sexto.


Ayer llegaron geólogos de la Dirección Provincial de Agua y Cloacas (DIPAC), para supervisar estas tareas y efectuar los análisis de agua correspondientes. Se trata de los profesionales Macarena Henkel y Gonzalo Méndez, quienes trabajarán hasta el día de hoy en la localidad.

La Voz del Pueblo habló con Macarena Henkel quien sostuvo que “nosotros somos parte de la inspección de geología de la DIPAC, venimos a supervisar estos pozos de estudio en la obra de ampliación de agua potable”.

Manifestó la profesional que previo a esta etapa ya se hicieron estudios en la zona donde se efectúan las perforaciones, calle 35 entre 46 y 48. “Se hizo un análisis previo para determinar si la zona es favorable o no, por eso se hacen en ese lugar los pozos testigo”, indicó la geóloga. Agregó en tal sentido que “nosotros ya vinimos con informes del lugar, algunos que incluso realizó la cooperativa, y para complementar se hacen estas perforaciones testigo con las que confirmamos los materiales del subsuelo. Metro a metro vamos viendo con qué nos encontramos”.

En base a estos trabajos, de acuerdo al testimonio de Henkel “definimos dónde conviene colocar los filtros, y según la profundidad del pozo, medimos la calidad físico-química del agua. Muestreamos agua para conocer esta calidad, y así determinar la viabilidad de los pozos”.

Viabilidad
Henkel comentó también el trabajo de análisis que ella y Méndez deberán efectuar. Dijo que “una vez que el pozo testigo está terminado, se limpia, se desarrolla y se ensaya con propiedades hidráulicas del acuífero. Luego se extrae una muestra de agua que se envía a un laboratorio para analizar”. Recién allí está el resultado final, que determina la viabilidad de los pozos en cuestión, y de superar las pruebas se efectúan los trabajos de perforación para los pozos definitivos.  

Más allá de los pozos testigo, la obra comprende la construcción de cinco nuevos pozos de ocho mil litros por hora cada uno, es decir 40.000 litros por hora en total. A eso se suma una nueva cisterna con capacidad de 250.000 litros, que se agrega a la actual de 200.000 litros, y a la torre tanque que tiene una capacidad de 400.000 litros. Con esta obra se incrementará en un 40% la producción de agua potable de Claromecó, dando así solución a cuestiones de falta de presión de red en días de verano, principalmente fines de semana.

Futuras gestiones
La Cooperativa de Servicios Públicos y Servicios Sociales Claromecó Limitada indicó además que una vez que finalice esta obra, cuyo plazo es de 180 días, con un presupuesto de 15 millones de pesos, comenzará a gestionar una ampliación de la red. Actualmente Claromecó abastece a 2800 bocas cuando en realidad la red fue construida en 1995 para 2000. Es decir, la capacidad está sobrepasada largamente de acuerdo al crecimiento que ha evidenciado la localidad desde la década del ’90 a la fecha. La idea es ampliar la red para dotar de agua corriente a sectores que aún no cuentan con el servicio, como por ejemplo, el Barrio Parque Dunamar. 

Te interesaría leer