| Secciones
| Clasificados
LUNES 15.07.2024
DÓLAR HOY: $903 | $965
DÓLAR BLUE: $1395 | $1420

Piletas Lafquen amplía su presencia en Tres Arroyos y la región

Alejandra Uriarte es propietaria de la empresa Uke y comercializa piletas Lafquen, cuya fábrica está ubicada en Bahía Blanca. Visitó nuestra redacción junto a Javier Rodero, integrante de la familia que lleva adelante la producción de las mencionadas piletas hace 35 años. 

“Desde el año pasado estamos vendiendo piletas en Tres Arroyos. Este año decidimos ubicar una pileta ploteada sobre la ruta 3, a metros de la avenida Caseros, para que los interesados puedan apreciar su calidad”, explicó Alejandra Uriarte. 
Tiene locales en Coronel Pringles y en Coronel Suárez, mientras que viene a Tres Arroyos en principio todos los viernes. “La gente quiere que vayas a ver el patio, que midas el lugar, dar un asesoramiento. Lo hacemos, más allá de que compren o no”, señaló. 
Por su parte, Javier Rodero indicó que “arrancó mi viejo con la producción hace 35 años, seguimos tres hermanos junto a él, somos de Bahía Blanca”. La empresa se encuentra ubicada en la ruta 3, “cerca de la rotonda de Cerri -puntualizó-. Ahí estamos hace nueve años, es una ubicación que nos permitió disponer de más espacio y comodidad”. 

La pileta que se puede observar junto a la ruta 3, a metros de la avenida Caseros

En tanto, Alejandra Uriarte subrayó que “son piletas fabricadas, perfeccionadas por ellos mismos. Claudio, el papá, sigue estando en la empresa. La marca está en relieve, en el fondo de la pileta. Hay otras mucho más económicas, pero uno no sabe qué está comprando, quién da la garantía. En el caso de Lafquen la garantía de 15 años sigue siendo de fábrica”. 

Sobre la modalidad de trabajo, comentó que “todos los contratos que se firman van directamente a la fábrica. Si el comprador llama le van a decir su nombre, apellido, qué pileta compró, así como cuando la va a recibir con transporte y colocación propia de la empresa. Está involucrada en todo ese proceso”. 
 Tranquilidad 
Para Javier Rodero, es clave dar respuestas al cliente. “Logramos un nivel alto en calidad de la pileta. Pero no tiene ningún sentido si no lo acompañamos por un buen servicio. Puede ser la mejor pileta que si está mal colocada, tarde o temprano va a haber problemas”, argumentó. 
 Al respecto, observó que “el servicio que brindamos y que le exigimos también a nuestros distribuidores, es lo que nos permite que año a año nos sigan recomendando”. Y agregó: “Para nosotros, un cliente es cinco o seis clientes más. Es el que me va a hacer vender piletas al amigo, al conocido, al vecino”. 
Se deben tener en cuenta los detalles. Destacó que “nos dicen que son muy prolijos desde el pocero hasta los colocadores, valoran la manera en que llevamos la pileta con la grúa. Son devoluciones que nos generan orgullo y también tranquilidad, porque sabemos que estamos sembrando para que año tras año sigamos creciendo”. 
Lo describe como “un camino más largo. No nos largamos a hacer lo que hacen otros que regalan la pileta y la instalan así nomás. Es más largo -reiteró-, pero te va dando una seguridad de negocio a futuro”. 

 Demanda 
Reciben muestras de interés en una amplia región. Alejandra Uriarte puso de manifiesto que “hoy están en Tres Arroyos, vienen de Monte Hermoso, ahora vamos a Dunamar viendo piletas instaladas”. 
 Comentaron que se brindó solución a un inconveniente registrado en una pileta, debido al mal uso. “Todo el agua de un desagüe iba a parar al mismo lugar de la pileta. El cliente se dio cuenta del error que había cometido, hicimos la reparación sin costo. La intención es quedar bien, dar el servicio”, sostuvo Javier Rodero. 
 Se reciben llamados para, por ejemplo “ver qué producto le echan a la pileta cuando arranca la temporada. Nos interesa poder atenderlos, seguir en contacto con el cliente nos sirve y nos gusta, genera una confianza, una continuidad y nuevos clientes. Eso es así”. 

 Para disfrutar 

Le otorgaron relevancia al “contacto estrecho entre la fábrica y quien las vende. Una pileta hoy es un autito, una vez que está enterrada, la disfrutás de por vida o te amargas y la padeces”. 
Marcaron una diferenciación, porque “hubo marcas que vendieron y después no atienden el teléfono o se excusan. Hemos arreglado incluso piletas de otras fábricas, es una picardía que por un mal manejo pase esto”. 
La propietaria de Uke reflexionó que “2020 fue muy particular con el auge de las piletas. Se registraron casos de oportunistas que vendieron piletas y no entregaron. La gente está como asustada. Que puedan buscar el teléfono en la página de Lafquen, llamar y que les den todos los datos es un motivo de confianza. Saben a qué cliente le han vendido cada pileta y se encargan de que todas las etapas hasta la instalación, para que se concrete cómo corresponde”. 
COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

No se encontraron noticias.

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR