| Secciones
| Clasificados
LUNES 17.06.2024
DÓLAR HOY: $884 | $943
DÓLAR BLUE: $1250 | $1280

Juzgaron a un policía y un peluquero chavense por un abuso en pandemia

Un policía que en tiempos de pandemia cumplía funciones en la Comisaría de Adolfo Gonzales Chaves y otro hombre que trabajaba como peluquero en la vecina localidad, fueron juzgados el miércoles en la sede del Juzgado Correccional de Tres Arroyos, acusados de haber facilitado los medios para que dos chicas menores de edad fueran abusadas en la casa del uniformado.

Se trata de Mario Andrés Gijsberts, un policía de 35 años que, a raíz de este hecho fue trasladado a Coronel Dorrego, aunque no recibió sanciones internas, y Mariano Gasaneo, un peluquero de 41 años, que no está acusado de participar del encuentro, pero sí de abusar de una de las víctimas.
Por el caso, ocurrido en septiembre de 2020, hay un hombre cumpliendo una pena a ocho años de prisión, luego de haber sido hallado penalmente responsable del delito de “abuso sexual agravado por acceso carnal” en julio de 2021, cuando la jueza Fabiana Brandolín, al momento de dictar la sentencia, también ordenó la formación de causa a otras cuatro personas. Dos de ellas, estuvieron en el banquillo de los acusados en la antevíspera, y los otros dos firmaron juicios abreviados oportunamente.
El episodio, de ribetes escandalosos, ocurrió en septiembre de 2020, cuando regía la cuarentena estricta a raíz de la pandemia del Covid19 y las reuniones estaban prohibidas. No obstante, siempre se filtraba la existencia de encuentros, conocidos popularmente como “fiestas clandestinas”, a raíz de los límites que infligían ante las restricciones sanitarias. En ese contexto, dos chicas subieron un video a la red social Instagram, donde relataban que habían sido abusadas en la casa de un policía (Gijsberts), donde habían sido llevadas por otra mujer, conocida de la madre de una de ellas.
Tal como quedó demostrado en un juicio celebrado en la sala de audiencias del Tribunal Oral Criminal, sólo uno de los acusados fue hallado responsable de un abuso con acceso carnal. Se trata de Carlos Horacio Picchio, un empleado de comercio que enfrentó el debate donde se ventilaron detalles del episodio que motivaron a la jueza a ordenar la continuación de la investigación.

Segundo juicio

De esta manera, el miércoles se efectivizó la realización del debate a los últimos dos imputados. Uno de ellos, Gijsberts, está acusado de haber organizado junto a otra mujer, identificada como Milagros Carpio (condenada a tres años de prisión en suspenso en juicio abreviado), los medios necesarios para que una de las víctimas de abuso sea sometida por Picchio. Sin embargo, el otro sujeto que está siendo juzgado, Gasaneo, fue imputado de haber abusado de la misma chica, luego que ésta dejó la casa de la agresión y se dirigió a su domicilio, aparentemente buscando ayuda.
El juicio se desarrolló en una sola jornada ante la jueza Daniela Castaño, y en la etapa de alegatos, la fiscal Natalia Ramos pidió la pena de tres años de prisión para ambos. En el caso de Gijsberts, acusado de “abuso sexual con acceso carnal en calidad de partícipe secundario”, y, sobre Gasaneo, como responsable del delito de “abuso sexual simple por aprovechamiento de la inmadurez sexual” de la víctima que, en aquel momento, tenía 15 años.
Por su parte, la defensa, a cargo de la doctora Laura Pereyra, de la Defensoría Oficial, solicitó la libre absolución para ambos, ya que considera que no se halla suficientemente probada la existencia del delito que se le endilga a sus representados.
El próximo miércoles en horas del mediodía está previsto que se conozca el fallo en primera instancia del segundo juicio de esta causa que, por la forma en que trascendió, conmovió y escandalizó a Gonzales Chaves y toda la región.  
COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

No se encontraron noticias.

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR