| Secciones
| Clasificados
Tres Arroyos, MIÉRCOLES 24.04.2024
// 15.1 °C
DÓLAR HOY: $859 | $916
DÓLAR BLUE: $1005 | $1035

El adiós a Alberto Porzio, fundador de Olimpo y una voz muy valiosa del peronismo

Alberto Porzio, uno de los fundadores del Club Olimpo y una voz muy valiosa en el peronismo local, falleció a los 92 años de edad. 
Era menor cuando dio inicio a la vida de la mencionada institución en 1946, en un potrero de calle Reconquista; también formaron parte de aquella primera etapa otros pioneros como Roberto Mariano García, Oscar Sabatini, Francisco Orlando, Omar Quiroga, Roberto Yezzi, Justo Roque, Luis Pintos, Antonio y Nicolás Ana. 
La compra del terreno ubicado en Liniers1150, de 10.000 metros cuadrados, se formalizó en la Asamblea General Extraordinaria del 4 de abril de 1954. Fue el lugar donde funcionó durante mucho tiempo la cancha de la entidad.
Las obras completas del estadio se inauguraron en mayo de 1961, con los festejos de los 15 años de la fundación del club. 
Otra compra importante fue la de la sede social de Olimpo en calle Alberdi 57 en 1960, cuyas obras se inauguraron en 1969 con motivo del 23 aniversario. 
Fue arquero de la Primera División en Colegiales, pero decidió regresar a su casa deportiva, porque quería estar “al servicio de Olimpo”, en el puesto en que lo necesitaran.
En una entrevista que este diario le realizó en 2019, contó que es hincha de San Lorenzo y que admiró al arquero Luis Heredia, de la mencionada institución: esto lo motivó a usar una frase que lo hizo famoso: “¡Ataja Heredia!” cada vez que embolsaba la pelota. 
Por entonces, también describió su incursión en el periodismo como
“Outball”, sobrenombre que usó para las audiciones de fútbol que realizaba con Tito Alfonso a través de altoparlantes frente a la Plaza San Martín. 
Sindicalismo y política 
Fue un verdadero referente en la vida gremial y también política, vinculado al peronismo. Una frase lo define con claridad: “Siempre me preguntan por qué no me acomodé nunca con la política. A eso respondo que nunca tuve esa intención, un militante es un militante, no uno que se acomoda de cualquier manera”. 
No era obrero, sino “patrón” en su oficio de soldador y en otras tareas que emprendió, pero nunca dudó en formar parte del sindicato. Estuvo junto a Armando Cabo en la Unión Obrera Metalúrgica. 
Su relación con el justicialismo tenía firmeza desde el origen y por sus convicciones. Dejó en claro, en aquella inolvidable charla con este diario, que “el peronismo nace con nosotros, mi hermano era peronista, como mi padre, es el partido de la clase obrera así que como consecuencia lógica teníamos que ser peronistas” 
Fue concejal y presidió el bloque justicialista en 1973. Tenía sabiduría, la capacidad de reflexionar y de apreciar los cambios de época. La humildad del conocimiento de un maestro, que partió para descansar. 
Había nacido el 26 de julio de 1931. Quienes lo conocieron y tuvieron el privilegio de tratarlo, lo despiden en estas horas con mucho afecto.     
COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR