| Secciones
| Clasificados
VIERNES 24.05.2024
DÓLAR HOY: $874 | $931
DÓLAR BLUE: $1250 | $1280

Intensa búsqueda del adolescente desaparecido tras el triple crimen de Romero

La Policía buscaba este sábado casa por casa al adolescente de 17 años cuya madre, sobrina y padrastro aparecieron asesinados a cuchilladas el 1 de enero último en una casa de la localidad de Melchor Romero, informó el fiscal de la causa, Marcelo Martini. 

De hecho, el funcionario envió un oficio al Ministerio de Seguridad bonaerense para que difunda su imagen en los medios de comunicación y se ofrezca una recompensa, pero fuentes de la cartera aseguran que esa medida se aplica sólo para quienes aporten datos para encontrar a personas prófugas. Por otra parte, fuentes de la investigación aseguran que cobra fuerza la hipótesis de que hubo más de un asesino. 
«Yo considero que es una pieza clave en el hecho que se está investigando, su testimonio podría ser muy útil», dijo esta mañana Martini al canal de noticias TN, y señaló que «hay versiones de todo tipo, pero hay que cotejar todo y lo importante es que aparezca». 
Martini reiteró que el joven, identificado como Exequiel Omar Horacio Sanso (17), no está imputado, pero remarcó que «la situación lo está tornando sospechoso» y por eso efectivos de la DDI La Plata «lo buscan casa por casa». 
«No tiene dinero, debe estar por ahí dando vueltas, por qué no se presenta, no lo sé», afirmó el fiscal, quien explicó que «la familia no habla mucho».
Martini atribuyó esto a que aparentemente había una mala relación con la pareja de su madre y «son cosas delicadas, hay que tomarse tiempo para que hable la gente». 
Acerca de la investigación, el fiscal dijo que «hay pocos elementos de prueba» porque, por ejemplo, el o los cuchillos con los que se cometieron los crímenes no fueron encontrados y los vecinos de la cuadra dicen que no escucharon nada.
«De un lado de la casa hay un cañaveral y del otro otra casa, pero son amplias, tipo quintas. Además como era Año Nuevo, había muchos ruidos, petardos», sostuvo el funcionario judicial. 
Ayer, el fiscal envió un oficio al Ministerio de Seguridad bonaerense para que difunda su imagen en los medios de comunicación y se ofrezca una recompensa, pero fuentes de la cartera a cargo de Sergio Berni explicaron que esa medida se aplica sólo para quienes aporten datos para encontrar a personas prófugas. 
El adolescente vivía con su madre, Graciela Holsbak (54), y su padrastro, Raúl Bravo (54), en la casa de las calles 523, entre 164 y 165, de Melchor Romero, en la periferia de La Plata, pero no fue encontrado en la vivienda cuando se descubrió el triple crimen. 
Según determinaron los forenses, Holsbak presentaba al menos 13 cortes en su cuerpo y una herida mortal en la zona del abdomen.

Bravo recibió una decena de lesiones y un corte a la altura del corazón que le provocó la muerte, mientras que Alma (5), la nieta de la mujer, fue hallada descuartizada dentro de una bolsa.

¿Más de un asesino? 
En tanto, cobra fuerza entre investigadores judiciales y policías la idea de que hubo más de un asesino en esa sangrienta madrugada. «Hay distintas ideas. Por un lado, es razonable pensar que una sola persona no pudo haber matado a dos adultos y una nena. Además, después intentó descuartizarlos. Podría haber habido, como mínimo otra persona», indicó una fuente de la investigación. 
El primer peritaje no aportó a esa línea, ya que no se encontraron huellas visibles que indiquen si hubo uno o más asesinos. Solo un dato inquietante: «Lo único que se detectó hasta el momento es una pisada de un pie descalzo, con la impresión de la sangre, en la parte de adelante de la casa. Es extraño porque es una pisada sola, como si alguien hubiese llegado volando hasta allí», indicó la fuente a El Día. 
Creen en la pesquisa que el o los asesinos sabían lo que hacían. «Se usó un cuchillo con mucho filo y los cortes en las piernas de la nena fueron hechos con precisión para desmembrar», apuntó otra fuente del caso y precisó que entraron al área con un corte de piel, con una la técnica que se usa en la morgue». 
Esa maniobra y el movimiento de un cadáver indicarían el intento de esconder el crimen haciendo desaparecer los cuerpos, sospechan los pesquisas. «No lo sabemos pero, quizás, debió escapar antes porque hubo algún imprevisto», se especulaba ayer. (DIB) MM  
COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR