| Secciones
| Clasificados
VIERNES 14.06.2024
DÓLAR HOY: $884 | $943
DÓLAR BLUE: $1215 | $1245

“Me gusta profundizar en la educación alimentaria”

Carolina Tedesco dialogó con La Voz del Pueblo

La licenciada en Nutrición Carolina Tedesco conversó ayer con este diario para dar a conocer algunos tips claves para una buena hidratación en épocas de altas temperaturas y también se refirió a los alcances de la Ley de Etiquetado Frontal. Sobre su función, dijo que “trabajo en no relacionar al nutricionista con la balanza porque no soy peso centrista”

 

Carolina Tedesco es rosarina. Tras vivir en Puerto Madryn y en Buenos Aires una parte de su vida, hace 18 años que está radicada en Tres Arroyos. Se formó como licenciada en Nutrición (MP 6764) –en la Facultad de Medicina de la Fundación Barceló en capital federal- y actualmente participa de un micro radial en LU24 todos los jueves a las 10 horas, espacio en el cual tiene su columna para desarrollar sus conocimientos. También se desempeña como licenciada en Relaciones Públicas Institucionales.

 

“Me gusta profundizar en la educación alimentaria y en la comunicación para tratar de llegar a la mayor cantidad de gente posible. Ese, es mi objetivo. Tengo mi consultorio en Derqui 644 donde recibo consultas variadas de mis pacientes en base al descenso de peso, la organización con las comidas, el cambio de hábito, la educación alimentaria, la hidratación y sobre la Ley de Etiquetado Frontal, entre otras tantas cosas”, expresó al inicio de su primera nota con La Voz del Pueblo Carolina Tedesco.

 

Y agregó que “generalmente asociamos a la nutrición con el descenso de peso y con la restricción. Es justamente en eso en lo que yo trabajo: en no relacionar al nutricionista con la balanza porque no soy peso centrista, sino que me baso más en un cambio conductual que es lo que la persona después va a poder conservar…”.

 

El agua, un recurso clave

 

En primer lugar, fue consultada sobre los mecanismos a adoptar para tener una buena hidratación durante el verano. Al respecto, explicó que “la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es de un litro de agua cada 45 kg de peso corporal, de acá partimos para decir en líneas generales que como mínimo son dos los litros de agua diarios a ingerir. Esto equivale a ocho vasos, por ende podemos tomar dos con cada comida principal, como mínimo. Desde los alimentos, es importante también consumir frutas y verduras en mayor cantidad, ya que aportan líquido”.

 

Mencionó que el agua “es esencial en todas las etapas de la vida porque ayuda a regular la temperatura corporal, a mantener una buena digestión y la presión arterial estable, como asimismo contribuye con la elasticidad de la piel, entre otras funciones. Una manera simple para controlar nuestra hidratación es el color de la orina la cual tiene que ser transparente como el agua, sin color. Si vemos que está con un tono amarillo, hay que tomar más agua”.

 

Sobre aquellas personas que hacen deporte aseguró que la hidratación es distinta. “Es clave que tomen medio litro antes de hacer la práctica deportiva, llevarse agua mientras la hacen y en el regreso a casa, tratar de cubrir lo que se gastó mientras se hizo esa actividad. Por lo menos, tomar medio litro más. Recordar a su vez que es importante ofrecer a niños y adultos mayores agua en forma constante, buscando evitar bebidas azucaradas”, sostuvo.

 

Otro factor importante a tener en cuenta es que cuando uno siente sed, “ya es tarde. Ahí ya empezó a actuar el proceso de deshidratación. No hay que sentir sed, hay que beber agua constantemente. El estar bien hidratado ayuda a mantener la temperatura corporal, a no sentirnos tan fatigados y a prevenir calambres. El cuerpo tiene una composición de agua de entre el 70 y 75 por ciento, por eso es que hay que sostenerlo e hidratarse de manera correcta”, indicó.

 

Ley 27.642

 

Por otra parte, cabe recordar que por decreto 151/2022 el Gobierno Nacional (encabezado en ese entonces por Alberto Fernández) aprobó el 23 de marzo de 2022 la reglamentación de la Ley de Promoción de la Alimentación Saludable número 27.642, más conocida como Ley de Etiquetado Frontal.

 

En este sentido, también Tedesco brindó información al respecto y subrayó que “el etiquetado nos indica, con el uso de los octógonos y leyendas precautorias, si un alimento tiene exceso de nutrientes críticos, sodio o edulcorantes”.

 

Mencionó que esos octógonos funcionan como indicadores en exceso de “azúcar, la cual consumirla en exceso se relaciona con la diabetes, hipertensión, alteraciones en la microbiota, en el ánimo, malnutrición y problemas bucodentales, entre otros. Sodio, su exceso se relaciona con la hipertensión. Grasas totales y saturadas, vinculadas a enfermedades vascualres. Calorías, su abundancia se liga a enfermedades no transmisibles”.

 

En cuanto a las leyendas precautorias, describió que “el contenido de edulcorante nos advierte que su consumo nos ayuda a aumentar la preferencia por lo dulce. El hecho de que un producto contenga cafeína (evitar en niños) puede generar ansiedad, hiperactividad, problemas de sueño y elevación de la tensión arterial”.

 

Consideró que lo expuesto es una base para comenzar a comprender la ley, “aunque aún hay muchas cosas más por conversar. Es un tema muy controvertido, no está bien aceitado todavía. Nuestra ley está hecha en base a kilos calorías (kcal) y no a gramos de alimento, por eso es a veces complejo poder leer los sellos correctamente porque por ejemplo en un mismo queso untable con tres marcas distintas y misma cantidad de sellos, están hecho en kcal sellados con exceso de grasas con dos gramos y otro con ocho, cosa que no es lo mismo”.

 

En su consideración, hizo referencia a que lo que falta según su visión “es un plan de acompañamiento de educación para poder leer y saber bien en qué consiste la ley. Creo que para una de las cosas que más sirvió, junto a los octógonos, es para que la gente se dé cuenta que tanto un producto dulce como uno salado, tienen azúcar y sodio. Antes no se hablaba de esto. Es un avance, pero hay que seguir trabajando y mucho en materia de concientización. Aconsejo consumir lo menos posible los productos industrializados”.

 

“El gran desafío”

 

Hizo hincapié en que “el gran desafío” vendrá para ella al momento de bajar los umbrales, en donde lo dulce “es lo que más cuesta. La sal la tenemos más habituada o nos cuesta un poco menos hacer el descenso paulatino. El azúcar cuesta más, por eso recomiendo no introducir a los chicos a ese mundo sin necesidad. Ofrecerles productos naturales es más saludable, se gasta menos dinero y se alimenta mejor, es más funcional para el buen desarrollo de esa persona”.

 

Antes del cierre de la nota, recordó que cuando uno compra un producto y ve en el listado el primer ingrediente que el mismo contiene, esa sustancia “es la que mayor predominio tendrá en ese comestible. Es clave empezar a tomar conciencia de lo que estamos consumiendo, no para no comerlo si no para bajar la frecuencia de consumo. La ley de etiquetado va a ir trabajándose en esta línea cada vez más y ojalá pueda seguir perfeccionándose. Es por el bien de todos”, concluyó con una sonrisa y agradecida por la nota Carolina Tedesco.

 

Quienes deseen ponerse en contacto con ella, podrá hacerlo a través de sus redes sociales en @alegrizar (Facebook, Instagram y TikTok).

COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR