Con gente. Una de las condiciones que pusieron los clubes de Segunda para volver a jugar (archivo)

Deportes

Condiciones para comenzar a jugar

Segunda quiere ascenso y público

25|02|21 09:37 hs.

La mesa de Segunda División de la Liga Regional Tresarroyense de Fútbol realizó ayer su reunión, y dejó en claro sus condiciones para competir este año, las cuales trasladará el vicepresidente primero Julio Garrido a la mesa de Primera. 


Del encuentro realizado en ACDC sólo faltó Juan E. Barra y se afirmó que el campeonato se jugará si puede ir público a la cancha y si se asegura un ascenso y el Permanencia. 

Garrido abrió el encuentro, comentó lo charlado en la reunión de Primera de la semana pasada y contó la necesidad de jugar con público para poder solventar los gastos. También aclaró que la propuesta que hizo de jugar todos los clubes en una categoría única fue para reducir costos, pero que la misma ya se desechó. 

El secretario Luis Ferrín también le contó a la mesa que la Liga ya está habilitada para organizar los campeonatos, aunque será sin público. La cobertura policial estará garantizada y que el Consejo Federal no solicitará un torneo oficial hasta que todas las provincias puedan jugar con público.

Con ese panorama, los delegados debatieron las posibilidades y dejaron en claro dos conceptos para poder jugar. Por un lado que no jugarán hasta que no se habilite el público, aunque sea de forma parcial, y por otro que pretenden que esté en juego un ascenso directo a Primera y también el Permanencia (un cruce contra el anteúltimo de Primera). Esto lo trasladará Garrido a la mesa de Primera, que es quien finalmente decidirá el accionar del fútbol tresarroyense. 

En lo que respecta al campeonato, se dejaron tres propuestas a estudiar por los clubes y definir en la próxima reunión (el martes 9 de marzo). Dependiendo de cuándo se pueda iniciar el campeonato se hará un torneo corto por zonas (las opciones son dos, una realizada por Claromecó con dos zonas y la otra por Ferrín con tres zonas y un cuadrangular final) o el tradicional de Apertura, Clausura y Liguilla. La idea que prevaleció fue hacer un torneo corto, considerando posibles imprevistos, suspensiones o rebrotes de Covid.

Por último, también se definió que el campeonato comenzará 30 días después que se le comunique de forma oficial a la Liga que podrá ingresar público a las canchas.