Maximiliano “Picante” Verón

Deportes

Habló su entrenador

“Un pequeño pasito adelante” para Maximiliano Verón

24|04|21 08:55 hs.

La salud del boxeador Maximiliano “Picante” Verón mantiene a todos preocupados desde hace una semana, luego de perder por KO técnico en el octavo asalto ante el tresarroyense Gustavo “Tito” Lemos y tener que ser intervenido quirúrgicamente de urgencia a raíz de un sangrado cerebral. Con el paso de los días la situación era cada vez más preocupante, pero ayer en horas de la tarde su entrenador dio un mensaje alentador: “Un pequeño pasito adelante”. 


Aunque aún se encuentra dormido, Verón sigue dando batalla, peleando por su vida y sin bajar la guardia. El estado sigue siendo delicado y los médicos son prudentes respecto a su cuadro, pero ya dando mensajes más alentadores. La novedad más importante es que le fueron retirados los sedantes que lo mantenían en coma inducido y ayer esperaban que pueda despertar en la jornada de hoy. 

Tras ser operado de urgencia por un sangrado cerebral, sometido a una craniectomía descompresiva, ser diagnosticado positivo de Covid-19 y encima ser robado del dinero que cobró en calidad de bolsa por la pelea mientras se encontraba inconsciente, ayer mostró una mejoría en el Hospital de Emergencias Dr. Clemente Álvarez (HECA) de Rosario, donde permanece desde la madrugada del domingo.

 Verón continúa con respiración artificial asistida y siendo monitoreado bien de cerca. Los médicos aseguran que deberá aguardarse a que despierte para conocer su reacción. “A Maxi le retiraron todos los sedantes y tenemos que esperar hasta al menos mañana que despierte, para ver cómo reacciona neurológicamente. Eso es lo que nos explicaron los médicos”, señaló su entrenador, Marcelo Cerrezuela, en diálogo con TyC Sports. 

El camino de recuperación de Verón aún es largo, y los médicos prefieren ser prudentes. “Si bien el despertar depende de cada paciente, y puede llevar desde horas a días, podría suceder mañana (por hoy)”, destacó el entrenador, que agregó: “La fiebre nos preocupaba. Pero después de que fue controlada, ya no volvió a tener”. 

Sobre el estado de salud general del boxeador de 32 años, contaron que evoluciona favorablemente de la neumonía y su función renal ha mejorado. “Nos remarcaron que está muy bien de los riñones y los pulmones. Ya no hay fiebre, la neumonía está controlada, y ahora solo hay que esperar que despierte. Podría ser mañana mismo”, precisó, y alentó: “Es un pequeño pasito adelante”.