Laura Caruso

Sociales

Laura Caruso

“La clase presencial para muchos era su salida semanal”

08|06|21 12:31 hs.

En el Centro Cultural La Estación muchas actividades continuaron durante el mes de mayo de forma virtual, conectándose profesores y alumnos a través de la plataforma Zoom o buscando otras alternativas para no perder el contacto semanal. 


Uno de los talleres que se brindó en ese formato fue el de Estimulación Cognitiva Para Adultos, dictado por Laura Caruso, quien trabaja con una población de 60 años en adelante. 

En diálogo con este diario, comentó que “hasta fines de mayo inclusive continuamos de forma virtual. Como la gente tenía pago el mes, a mi me pareció muy feo dejarlos plantados, entonces comencé a realizar los encuentros por videollamadas con los que podían y se enganchaban en esa modalidad”. 

En ese sentido, dijo que “nos veíamos las caras, nos reíamos, conversábamos y hacíamos alguna actividad. También yo les pasaba tareas de deber para así no estuvieran tan inactivos durante la semana. Pero no todos se pudieron enganchar o no tenían posibilidades de conectarse”. 

Para el mes de junio, la profesora manifestó que “estamos sin actividad. Por ahí les pasó algún ejercicio por el grupo de WhatsApp como para que resuelvan, pero no todos lo hacen. Yo creo que un poco pasa por el desgano y la desazón que hay en la gente, porque la pandemia está agotando la energía, las ganas y el entusiasmo de todos”. 

Asimismo, agregó que “hay que tener mucha energía y fuerza de voluntad como para mantener la misma motivación con las cosas que uno hacía antes”.

La salida semanal
Con respecto a la presencialidad, Laura indicó que “yo trabajo con gente grande y una de las cosas ventajosas que tenían los encuentros presenciales era el hecho de que para muchos era su salida semanal, entonces aprovechaban para bañarse, cambiarse, maquillarse o peinarse”. 

De esta manera, “eso les generaba un entusiasmo, encontrarse con el grupo y reírse un rato. Les cambiaba el humor y les daba energía para seguir el resto de la semana”, expresó Laura. 

Para finalizar, puntualizó en el hecho de que “en el Centro Cultural se cumplía a rajatabla el protocolo con las medidas sanitarias de distanciamiento, el uso de alcohol en gel o barbijo”, dando a entender que era un espacio seguro para que los adultos mayores asistan al taller.