Jesica Casaux, ganadora el último domingo de la 6° edición del rural bike del Club Deportivo Central

Deportes

Jesica Casaux, ganadora de la 6° edición del Rural Bike

“En Tres Arroyos me siento muy cómoda”

12|08|21 13:12 hs.

Tres Arroyos le sienta bien a Jesica Casaux. Varios son los triunfos que la biker sancayetanense acumula en nuestra ciudad, entre ellos el Torneo Costero de Claromecó, Reta y Orense. 


Su fuerte irrupción en el rural bike, le había permitido a Jesica proyectar un futuro con mayor presencia en las grandes carreras de Argentina; de hecho en marzo de este 2021 tuvo una destacada participación en Altas Cumbres, Córdoba; pero cuando todo daba lugar a potenciar esta temporada, la segunda ola de Covid truncó cualquier sueño inmediato pero nunca derrumbó sus proyecciones ni deseos. 

Entonces, y cuando se pudo volver a vivir el ambiente de las carrera, Casaux ratificó su potencial y calidad deportiva al ganar la 6° edición que el Club Deportivo Central concretó el pasado domingo. 

Ni bien completó otro medido pero sentido festejo en lo más alto del podio entre las damas, y con la sonrisa que nace desde la felicidad por el objetivo cumplido, pero fundamentalmente por la alegría de “volver a ser”, la sancayetanense confesó: “Es una alegría enorme esto de poder volver, de arrancar con las carreras, con los sueños que esto genera. Y que haya sido acá, en Tres Arroyos, donde me siento muy cómoda y altamente agradecida por todo lo que la gente me brinda… Esta es una carrera realmente muy linda, en la cual por suerte me sentí muy bien”, tal como lo demostró su andar, sacándole 10 minutos a su escolta. 

Esta no debe haber sido una previa común, las sensaciones y expectativas deben haber explotado en cada deportista. Casaux lo vivió de manera especial tras algunos sinsabores. “La verdad que fue un bajón con esta pandemia, por todos los problemas que trajo consigo; yo nunca dejé de entrenar pero fue mucho lo que se sufrió. Entonces, que se pueda volver a correr, que de a poco empecemos a ver que las cosas se acercan a la normalidad, es una gran alegría”, reflexionó. 

Y en ese regreso se sintió “un poco rara, ansiosa; no sabía cómo iba a responder, y la verdad, anduve bastante bien”, afirmó con una sonrisa. “El plan de carrera lo pudimos desarrollar, me sentí cómoda en una carrera rápida, donde los caminos estuvieron muy buenos y este llano nos permitió rodar bastante”, destacó. 

Su ambición traspasó fronteras, su convencimiento la llevó a competir en grandes carreras, algo que seguramente intentará repetir a la brevedad. “Arranqué entrenando en el Gili Bike para estar a tono con un nivel superior; de a poco vamos a ir viendo qué se irá dando ahora, por lo pronto el 10 de octubre está la carrera de Río Pinto que es alucinante, increíble; ya tengo pago la inscripción y alojamiento, así que a esta no me la pierdo”, confesó.

Como ha ocurrido en muchos casos, Jesica Casaux comenzó a bucear en el ciclismo casi que de casualidad. A los 29 años, es decir hace sólo 4, empezó a disfrutarlo a modo de hobby, los fines de semana en su San Cayetano natal; hasta que un fin de semana se anotó en un cicloturismo y ya no paró más. “Cambié la bici y todo se fue dando casi que sin querer, impensado. Fuimos mejorando y hace 2 años me decidí a trabajar con un entrenador, Gili. Se abrieron las puertas para viajar y probar suerte en otros lados”, reconoció antes de afirmar lo gratificante que son las competencias.

“Lo que vivimos en cada carrera es hermoso, pero también está ese desafío constante de competir conmigo misma, todos los días salgo a entrenar pensando en la superación personal” confesó la ganadora, que ya incluyó en su agenda la carrera del 19 de setiembre de Echegoyen.