Momento de conversaciones entre los concejales durante el extenso cuarto intermedio

La Ciudad

Todo parecía encaminado...

Suba de tasas: no hubo acuerdo en el Concejo y todo se define el martes

30|12|21 09:00 hs.

Cuando todos los caminos indicaban que la aprobación del presupuesto y la suba de tasas para 2022 era un hecho, a último momento, y de manera sorpresiva, surgieron diferencias entre los bloques y la accidentada sesión extraordinaria de ayer pasó a un cuarto intermedio para el martes próximo. 


En una jornada legislativa al borde del papelón, que tuvo dos cuartos intermedios, lo que parecía un hecho, finalmente no lo fue. En la previa a la sesión de ayer, estaba todo acordado entre los bloques en cuanto a una suba de tasas consensuada. 

En principio, el arreglo alcanzado implicaba un aumento del 29 por ciento para enero, y dos tramos del 7,5 por ciento: uno a aplicar en abril y el otro en agosto.

Cabe recordar que el proyecto elevado en su momento por el Departamento Ejecutivo constaba de un presupuesto de 4700 millones de pesos, una suba de tasas del 55 por ciento (35 a partir de enero y 15 en abril), la implementación de una moratoria postpandemia y un aumento de la pauta salarial del 38 por ciento, entre otros ítems. 

Ante la iniciativa original, en los días previos a la sesión de ayer, hubo una contrapropuesta de la oposición, la cual fue puesta sobre la mesa y aceptada por el oficialismo, un acuerdo que destrabó la situación. El mismo pasaba del 55 por ciento de aumento de tasas al 48, en tres partes: un 29 en enero y dos del 7,5 a aplicar en abril y agosto.

“Pasaron cosas” 
Sin embargo, en la previa a la sesión de ayer, "pasaron cosas". De antemano, en el bloque de Todos reinó una fuerte interna con respecto a la cifra sobre el aumento de las tasas acordado entre las bancadas. 

Los concejales Juan Gutiérrez y Facundo Elgart en ningún momento estuvieron de acuerdo con ese incremento, un trascendido que, con mucha fuerza, ya había recorrido los pasillos del Concejo Deliberante en los últimos días.

De hecho, esa diferencia generó un intenso intercambio de ideas en el interior del bloque peronista, en donde, además, hubo pases de facturas por otros temas entre Julio Federico y Facundo Elgart. 

En ese contexto, tanto el pasado lunes, luego de la reunión extraordinaria de Hacienda, como el último martes, el concejal Enrique Groenenberg (Juntos) manifestó públicamente que se había alcanzado la unanimidad para aprobar el aumento de tasas, algo que, finalmente no se dio.

A la hora de tratar el punto relacionado con el presupuesto, y antes de que se desate la confusión y la poca claridad en una jornada legislativa que rozó con el bochorno, el presidente del bloque vecinalista, Werner Nickel, dio algunos detalles de la iniciativa oficial y, sin saber lo que iba a suceder minutos más tarde, destacó el acuerdo alcanzado con la suba de las tasas. 


Werner Nickel, del Movimiento Vecinal


Luego fue el turno de Graciela Callegari (Todos), quien en su alocución cuestionó al municipio por la distribución de los fondos. No obstante, y luego de una extensa exposición, dijo que el bloque que preside aprobaba el presupuesto pero que, al mismo tiempo, no acompañaba la modificación de la Ordenanza Fiscal e Impositiva (aumento de las tasas). 


Graciela Callegari, de Todos


"El análisis que hacemos del presupuesto es político, y por ese motivo, acompañamos el presupuesto. Lo que no vamos a acompañar, y por eso no firmamos el despacho correspondiente, es la modificación de la Ordenanza Fiscal e Impositiva. ¿Por qué el municipio cerrará con 144 millones de déficit si recibieron 700 millones más?”, remarcó la presidenta del bloque de Todos. 

Y agregó: “Es importante decir que ese déficit no se puede explicar con el aumento de tasas que se pretendía. No podemos omitir que si la inflación afecta al municipio afecta más gravemente a los ciudadanos, que ven incrementar las tasas en porcentajes superiores a los salarios y que va a impactar con la cobrabilidad". 

Malestar 
El supuesto cambio de postura del peronismo en torno a la suba de las tasas generó un fuerte malestar en la bancada de Juntos, cuyos concejales se mostraron sorprendidos por la posición tomada por el Frente de Todos.

"Hasta ayer -por el martes- y luego de muchas reuniones, se había llegado a un consenso entre los tres bloques. Sabíamos que dentro del Frente de Todos había disidencias pero pensábamos que íbamos a llegar a este momento con casi unanimidad", expresó Daiana De Grazia, quien ante la situación dada solicitó un cuarto intermedio para tratar de, nuevamente, acordar o acercar posturas sobre la suba de las tasas. 


Daiana De Grazia, de Juntos


El pedido del segundo cuarto intermedio (el primero se dio minutos antes, cuando la concejala Paola Salerno se descompensó en plena sesión y luego se recuperó) fue aprobado y las discusiones se dieron fuera del Salón Blanco (pasillos y oficinas de los bloques y la presidencia).

El intervalo duró más de una hora, tiempo suficiente para que las versiones, las especulaciones y los cuestionamientos entre los mismos concejales hayan circulado a toda velocidad por el primer piso del Palacio Municipal. 

En ese marco, desde Juntos y el Movimiento Vecinal se le pidió al bloque de Todos que presente una propuesta al respecto. Si bien nadie lo confirmó, trascendió que desde el peronismo se planteó que el aumento sea de entre el 35 y 38 por ciento. 

Hasta el martes
No obstante, desde Juntos, en la vuelta al Salón Blanco, se pidió que la sesión de ayer a un cuarto intermedio hasta el martes venidero, una moción que fue aprobada por mayoría (sin los votos del Movimiento Vecinal). "En virtud de poder tratar un presupuesto y una sesión prolija, por respeto a los vecinos y los medios, solicitamos este cuarto intermedio hasta el martes buscando un consenso serio", dijo la concejala Daiana De Grazia a la hora de solicitar la suspensión de la jornada legislativa hasta la semana venidera. 

Al tomar la palabra en el recinto, el presidente del bloque vecinalista no pudo ocultar su malestar por la situación dada. "Hablar de querer evitar payasadas o emprolijar es tarde. Nosotros subimos al Concejo para tratar un presupuesto que estaba cerrado, acordado y que tenía unanimidad. Y así se había hecho público a través de los medios. Y ahora pasamos a un cuarto intermedio. ¿Para qué? Para tratar otra propuesta y para que cinco minutos antes se puede modificar nuevamente. No compartimos la idea", dijo Nickel, visiblemente molesto. 



Por su parte, Callegari, en su alocución, expresó: "Que los medios hayan dicho determinadas afirmaciones en la boca de algún concejal, no es lo que realmente estaba en los papeles, ni en los hechos. En la primera parte de la sesión fuimos muy claros en apuntar nuestro posicionamiento, que descontábamos que se iba a aprobar por mayoría porque tenía despacho por mayoría". 

Y agregó: "Quiero dejar en claro que el bloque hará lo imposible para que haya un presupuesto y trabajará para hacer todos los ajustes necesarios para que el municipio pueda darle respuesta a los problemas de los vecinos". 

En sus apreciaciones, la edil dejó bien en claro que el bloque que preside "no firmó el despacho de la modificación de la Ordenanza Fiscal e Impositiva en la Comisión de Hacienda. Fuimos claros en la idea de conciliar posiciones hasta último momento".

Finalmente, tras cuatro horas de jornada y con los votos de los concejales de Juntos y de Todos, se determinó que la sesión de ayer pase a cuarto intermedio para el martes venidero a las 10 horas. 

 No se descarta que este lunes se lleve a cabo una reunión extraordinaria de Hacienda para resolver la situación dada ayer una jornada legislativa cargada de confusiones y totalmente contradictoria con el mensaje de “búsqueda de consensos” que se bajó en los últimos días.   

   -0-0-0-0-

Garate: “El despacho estaba firmado por mayoría”
Finalizada la sesión extraordinaria, el presidente del Concejo Deliberante Martin Garate expresó que “se llega a esta situación en la que el bloque de Juntos solicita un cuarto intermedio. Se analizaron opciones de incremento en las tasas para poder consensuar la situación y en virtud que hay dos o tres propuestas dando vueltas, me parece bien extender el cuarto intermedio hasta el martes”. 

En sus consideraciones, consideró que la situación dada ayer no implica que se corte el diálogo logrado hasta antes de la sesión. En tanto, agregó: “No me corresponde analizar el cambio de postura de Juntos. Creo que se podría haber hablado más en la Comisión. Presumíamos que iba con una aprobación por mayoría. Veremos si podemos seguir avanzando en una propuesta consensuada”. 

Sobre el fallido adelanto que en su momento hizo el concejal Groenenberg -aprobación unánime de la suba de tasas-, Garate señaló: “Tengo mucho respeto por el concejal Groenenberg pero dijo cosas que no se reflejan en la realidad. El despacho estaba firmado por mayoría y si hubiéramos estado de acuerdo con el incremento en las tasas, se hubiera firmado”. 

Sobre el cierre, y al tener en cuenta las diferencias internas dentro de la bancada de Todos, expresó: “No hay ninguna ruptura en el bloque y no tendría por qué haberla”.  



Add space 300x250x2