Foto gentileza Zona Naranja TA

Deportes

Por Luciano Moran

“Es mi responsabilidad darle mi mejor versión todos los días al club”

11|01|22 18:37 hs.

Con sus 27 años de edad, Nirvana Damiani se desempeña actualmente como entrenadora del básquet masculino de primera división en Club de Pelota. A la par, es jugadora de dicha institución en la rama femenina y se encuentra a pocos exámenes finales de recibirse de la carrera de profesorado en Educación Física. En esta temporada de verano, cumple funciones laborales en la colonia de vacaciones del Sindicato de Choferes de Camiones con los más pequeños, lo que marca un rol totalmente activo dentro del mundo del deporte. 


Su pasión por el básquet siempre la movilizó para seguir apostando y afianzándose en esta actividad en búsqueda de nuevos desafíos y horizontes, con lo cual no se queda solamente con los conocimientos adquiridos, sino que busca seguir creciendo en el día a día y perfeccionándose en el mundo de la pelota naranja. Su rol como entrenadora nació en 2016, con la categoría femenina U13. Luego, fue sumando las divisiones U15 y U17, hasta alcanzar estar al mando del plantel mayor masculino desde el año pasado. 

En diálogo con La Voz del Pueblo, realizó un balance general de lo que le dejó el 2021 y también puntualizó sobre lo que será este año en curso. Al respecto, Nirvana Damiani manifestó que “la temporada pasada fue bastante productiva en lo personal, ya que fue mi primera experiencia al mando del primer equipo del club, en un año completo de aprendizaje y de adaptación para todos. Con el paso del tiempo nos fuimos conociendo y la mecánica de trabajo se hizo muy fluida. Lo que al principio era novedad, después dejó de serlo y pasó a ser una relación laboral y profesional. Muy contenta porque el grupo respondió muy bien, con mucho respeto y dando lo mejor en cada entrenamiento y partido”.

De esta manera, destacó el esfuerzo que hacen todos los días sus dirigidos por estar e ir a entrenar, donde el compromiso es altamente valorable. “Este año me dieron la continuidad y estoy feliz por ello. En 2021 fuimos de menos a más, los últimos dos meses crecimos un montón como equipo. Hubo algunos cambios en cuanto a lo mental en el plantel, ya que incorporamos un psicólogo deportivo a nuestro cuerpo técnico y eso nos ayudó un montón. Nos hubiera encantado clasificar pero dependíamos de otros resultados. No se dio. Ya estamos planificando el 2022 con todo para ir en búsqueda de nuestros objetivos”, agregó. 

Sobre su continuidad en la entidad celeste, resaltó que todo el tiempo busca seguir capacitándose para estar a la altura de las circunstancias. “Siento la responsabilidad de tener que darle mi mejor versión todos los días al club. Soy muy autocrítica en eso. La experiencia en 2021 fue súper enriquecedora y gracias a Dios me dieron la continuidad. Es un grupo competitivo y tiene muchos años de experiencia dentro del básquet. Estoy feliz por la posibilidad que me dieron de crecer. Espero que este año podamos aspirar a algo más”, añadió Damiani con ilusión. 

 Aspectos claves 
 Tras la incorporación novedosa de un psicólogo deportivo para fijar algunas cuestiones, la entrenadora puso de manifiesto que lo importante para este año es mejorar desde lo mental. “Por ahí hay situaciones puntuales que hacen que nos vayamos de los partidos y que nos cueste mucho volver. La capacidad de jugar bien al básquet la tenemos, tanto individual como colectivamente. En algunas ocasiones no podemos repetir lo que nos da buenos resultados y eso hace que por allí el rival aproveche esas oportunidades, donde nos desconcertamos. Debemos corregir la intensidad ofensiva y defensiva, la versatilidad, el buscar soluciones más precisas en los momentos justos y no apresurarnos cuando la efectividad no aparece. Nada que con entrenamientos y diálogo, no se pueda solucionar. Es un placer trabajar con el grupo que tengo y estoy segura que en 2022, podremos superarnos a nosotros mismos”.

 En el día de ayer, le confirmaron vía mail que su tesis fue aprobada por lo que es oficialmente entrenadora nacional nivel 3, la primera en Tres Arroyos en alcanzar esa meta. Esto, representa otro motivo de felicidad para la joven Nirvana Damiani que va por más dentro del mundo del básquet. 

Como jugadora, disfruta mucho estar dentro de una cancha. “Hace 23 años que juego este deporte y pienso continuar haciéndolo todos los años que pueda. Logramos jugar el torneo Ciudad y salimos campeonas. Siempre es un orgullo y algo lindo. En el Oficial llegamos a la final, pero no se nos dio contra Rivadavia de Necochea. Un digno rival, donde perdimos ahí nomás. Fue un año raro para jugar por el parate y con una final a un solo partido. Ellas tienen un plantel más largo e hicimos todo lo que estuvo a nuestro alcance pero no se nos pudo dar”, reconoció Damiani. 

 Centenario 
 Por otra parte, Club de Pelota arribará el 30 de julio a sus 100 años de vida. Ante esta situación, está en vista desde la institución organizar alguna competencia de verano, las cuales por pandemia no pudieron tener continuidad. “A mitad de año la idea es crear un evento importante para el día del centenario de nuestro club. Queremos que haya mucho movimiento y competencia en la institución, para poder recaudar fondos para algunas obras donde lo principal, es el arreglo del techo del gimnasio. Hay bastante actividad para este año por suerte y estamos ilusionados. Mucha gente nos acompaña y somos agradecidos por ello”, finalizó Nirvana Damiani. 



Add space 300x250x2