Rolón traerá “Palabra plena”, una obra que combina elementos de sus propuestas anteriores

Sociales

Gabriel Rolón retorna con su obra “Palabra plena”

El psicoanálisis como forma de arte

22|05|22 12:05 hs.

El próximo domingo retornará a Tres Arroyos una de las personas que más expectativa genera: Gabriel Rolón. El psicólogo, psicoanalista y escritor, traerá consigo su nueva obra, “Palabra plena”, la cual saldrá a escena desde las 19.30 en el Teatro Municipal. Antes de su arribo a la ciudad, Rolón dialogó con La Voz del Pueblo para brindar detalles de esta nueva propuesta y volcar su visión sobre algunos otros temas.


- Gabriel, retornas a una ciudad que se encuentra muy expectante y que siempre ha recibido muy bien tus propuestas. En este caso, "Palabra plena" es diferente a todas las demás. ¿Cómo la definirías? ¿Qué tiene de distinta a las anteriores? 
- “Palabra plena” tiene un formato diferente. Una estructura que combina los elementos de mis obras anteriores. Por un lado tiene mucho de charla y por otro presenta la representación dramática de un caso clínico basado en un hecho real. Es decir que en “Palabra plena” conviven la propuesta del diálogo y la actuación. 

- ¿Cómo nace esta propuesta? 
- Tenía muchas ganas de pensar junto al público sobre algunos temas fundamentales, no sólo para el Psicoanálisis sino también para la vida misma. Las pérdidas, el dolor, la angustia, la felicidad, el duelo, lo traumático, la importancia de nuestra historia personal, la angustia, el deseo y, por supuesto, la palabra. Y pensando cual sería la mejor forma de encarar esto se me ocurrió tomar un caso clínico como ejemplo y disparador. El caso aporta lo vivencial, lo emotivo, y la charla los conceptos teóricos. 

- Teniendo en cuenta que la palabra es la protagonista, ¿crees que hubo resignificaciones de algunas de ellas tras el paso de la pandemia? 
- Hemos aprendido a convivir con palabras que antes casi no usábamos: hisopado o aislamiento, por ejemplo. Otras tomaron una dimensión distinta y más potente: soledad o abrazo. Pero, como suele ocurrir, sólo el tiempo nos dirá si de verdad nos apropiamos de esas palabras desde un lugar distinto y si el nuevo sentido se sostendrá en el futuro. 

- A propósito de la pandemia, ¿cómo viviste el regreso al escenario? ¿Notaste algún cambio en el público?
- Lo viví con emoción y mucha expectativa. Estar dos años alejado de lo que me apasiona y, de mi trabajo, del público ha sido muy duro. En lo personal, el contacto con la gente es algo fundamental. Ya sea que ese contacto se dé por medio de los libros, alguna entrevista o el teatro. Por eso estoy muy feliz. Claro que no es lo mismo. Por protocolo no puedo saludar, firmar libros ni sacarme fotos a la salida de la función. El público está con barbijo, pero igualmente conectado con lo que pasa sobre el escenario. Es diferente, pero volvimos y estamos más cerca de lo que deseamos. Eso es lo importante. 


Gabriel Rolón considera al psicoanálisis como “el arte de interpretar, de poner sentido donde sólo había un silencio doloroso”


- ¿Qué relación ves entre el psicoanálisis y el teatro? ¿Qué te motivó a subir al escenario? 
- Desde lo personal considero al Psicoanálisis una de las formas del arte. El arte de interpretar, de poner sentido donde sólo había un silencio doloroso. Como el teatro, es un acto creativo y el consultorio, como el escenario, un espacio lleno de palabras, silencios y emociones. En cuanto a mi motivación, siempre ha sido difundir el Psicoanálisis, acercarlo a la gente del modo más auténtico y comprensible que puedo. Y las herramientas que brinda el teatro me resultan eficaces y nobles para hacerlo. 

- ¿Tenés algún recuerdo particular de la ciudad?
- Por lo general no tenemos la suerte de quedarnos mucho en un lugar. La gira es vertiginosa. Dormimos en una ciudad y salimos temprano para actuar en otra. A veces, por fortuna, recorremos el centro en busca de un lugar para tomar un café o cenar. Aprovecho esas oportunidades para mirar e incorporar lo más que puedo de los lugares y su gente. En este caso en particular guardo, eso sí, el recuerdo de un público receptivo y cálido que siempre me recibió con respeto y emoción. Y ojalá esta no sea una excepción. 

Sobre la obra
En “Palabra plana” Rolón combina varios elementos. La sinopsis, indica lo siguiente: Somos humanos en tanto habitamos un mundo de palabras. Un mundo lleno de seres y paisajes que no veremos jamás, y sin embargo nos recorren. Dar la palabra es darse uno mismo, siempre y cuando no se trate de una palabra vacía. No siempre que hablamos decimos algo de nosotros. 

La única palabra importante es la que lleva nuestra sangre. La que nos modifica una vez pronunciada. Esa es una palabra que nos compromete y nos define. Esa es una palabra plena. El mundo nos incita a hablar por hablar. Sin decir nada. 

‘Palabra plena’, en cambio, nos desafía a pensar, a transitar el laberinto de nuestro propio enigma intentando evitar las trampas de la comodidad. Porque las cosas importantes de la vida son incómodas. Caminamos entre el amor y la pérdida, la felicidad y la angustia, la esperanza y el deseo. Siempre de la mano de la palabra. La palabra es abismo. Es al mismo tiempo herramienta y conflicto. Comunicación y malentendido. Verdad y mentira. Habitamos en la confusión. Y en esa confusión nos jugamos la vida.   

Entradas
Las entradas para la obra se venden en la boletería del teatro, de lunes a sábados de 17.30 a 21.30. Se aceptan tarjetas de crédito y débito. Informes en el 434342 y en la redes sociales, Teatro Tres Arroyos en Facebook y @teatromunicipaltresarroyos en Instagram. 



Add space 300x250x2