Mink festeja el empate (Goyo Fernández)

Deportes

Echegoyen empató el partido sobre el final

El Nacional cedió dos puntos

29|08|22 08:38 hs.

Con un segundo tiempo apasionante y un final caliente, el puntero del campeonato, El Nacional, empató en su cancha ante Echegoyen por 2 a 2 y dejó escapar dos puntos que, hasta los últimos 15 minutos de partido, tenía en sus manos.


Es cierto que el Recreativo ganó un punto importante, porque tras un primer tiempo adverso y un complemento que lo tenía dos goles abajo, la pelota parada le dio rédito al constante empuje.

En los primeros 45´ pasó muy poco, sólo la apertura del tanteador. A los 9 Caballero empujó por la banda izquierda y habilitó a Vannieuwenhoven que con una diagonal veloz dejó mal parada a la defensa visitante, luego del control habilitó a un solitario Granero que sin problemas puso el 1 a 0.

Hubo que esperar hasta el complemento para que el espectáculo deportivo sea tal. Allí el Decano empezó mejor, buscó jugar cerca del área de un Merlo que a los 5´ le ganó un mano a mano providencial a Barrionuevo.

Echegoyen intentó plantarse pero chocó con un firme Salas que fue el corazón del medio campo local. Hasta que a los 12´ la pelota quedó “boyando” y dio en la mano de un defensor local. Ese penal era la esperanza del Recreativo, pero Mink desvió su remate, exigido por el acierto y la rápida reacción de Serén.

Al Aurinegro seguir 1-0 lo llenó de energía, Otreras apareció poco, pero con la pelota en el piso aportó claridad y una oportunidad que Merlo desactivó.

Ese empuje del local creó espacios, después de una salida larga de Serén, Barrionuevo encontró un hueco para hacer una pausa y ver a Vannieuwenhoven atacar el primer palo, el centro fue un pase a la cabeza del 9 que concretó el 2 a 0.

Christovao movió el esquema, Echegoyen con orgullo adelantó sus líneas y fue por el descuento. A los 27 un desborde de Currual llegó al fondo, centró y encontró a Roldán en el segundo palo que por encima de todos puso el descuento.

Casi sin creerlo, Echegoyen se vio nuevamente en partido y solamente dos minutos después llegó al empate. Desde un tiro de esquina la pelota salió a media altura y al primer palo, Mink estuvo “Pillo” como su apodo, se anticipó a todos y embocó el 2 a 2.

Después del empate el partido se aplacó, porque los locales sintieron el golpe y para la visita el empate era un buen negocio. Aunque el final del partido llegó con la expulsión de Schourup por una agresión, con la pelota detenida, a Ascensión y después del revuelo generalizado Codagnone, de manera repentina, decidió que el encuentro finalice en pardas. 





Add space 300x250x2