Policiales

En uno de los refugios

Daños y robo a los guardavidas

13|01|19 12:30 hs.

Un nuevo episodio de vandalismo en la vía pública de Claromecó volvió a ser noticia. Esta vez, el blanco de los autores del hecho fue el refugio de guardavidas que los mismos servidores públicos construyeron -estaba prácticamente listo- en arenas del balneario Samoa. 


En la oportunidad, los desconocidos dañaron la puerta del habitáculo de madera y sustrajeron pertenencias personales que los trabajadores de la playa que cumplen funciones en ese sector tenían guardadas, al igual que banderas. 

El hecho fue advertido minutos antes de que los servidores que cumplen funciones en arenas de Samoa den inicio a su jornada laboral, por lo que se presume que el acto vandálico fue cometido durante la madrugada y las primeras horas de la mañana de ayer. “Lo más grave, más allá de lo que se robaron, fue lo que rompieron”, expresó Germán Castro, jefe del Cuerpo de Guardavidas de Claromecó, quien señaló que por el hecho se radicó la denuncia en la estación policial de la localidad.

Más vandalismo 
Además de ese hecho, en Claromecó se han producido más episodios de vandalismo en los últimos días. Uno de ellos se registró en la madrugada del pasado viernes en la biblioteca al paso ubicada en la costanera, a la cual desconocidos la dañaron y prendieron fuego los libros que había en su interior. 

Además, en esa misma madrugada, desconocidos también rompieron una baranda de la bajada accesible.