La Ciudad

Día de la Industria Metalúrgica

Aiello y la fortaleza de diferenciarse

05|06|19 10:52 hs.

“Empieza un desafío sobre todo para las metalúrgicas como nosotros que estamos orientados a la parte del transporte, en hacer que los números sean eficientes para el cliente, que lo que necesita es transportar más carga con mayor seguridad y con mayor economía de combustible. La única forma de lograr eso, de poder brindarle eso, es incorporando tecnología -en suspensiones, ejes y demás- y usando materiales más eficientes”, explica Gerardo Iza, presidente de Aiello, a la hora de analizar el futuro inmediato que debe enfrentar la fábrica. 


Pero en realidad, la emblemática firma tresarroyense, ya empezó a desandar ese camino en 2018. Y esa incorporación de tecnología, y sobre todo, el haber invertido en desarrollos de nuevos productos, es lo que le permite a Aiello tener un horizonte bastante claro en medio de la tormenta que es hoy el país, más aún para los que tienen que producir. 

“No son días fáciles, es cierto, pero hoy nosotros estamos cosechando los frutos de haber realizado una apuesta el año pasado, que fue la de invertir en el desarrollo de nuevos productos. Fue muy difícil porque nos tomó justo en un momento que se daba toda esta debacle en el proceso industrial, caída de los mercados, disparada del dólar…”, cuenta Iza sentado en su oficina de la planta del Parque Industrial, secundado por Esteban Batalla, gerente comercial de la firma.

“Apostamos a desarrollar nuevos productos y también a modificar a toda la línea que teníamos, adaptándola al nuevo decreto que permite un plus de carga, que también fue un proceso muy complejo porque hubo que salir a buscar proveedores nuevos, algunos del exterior. Y este año felizmente estamos teniendo una devolución por parte de nuestros clientes”, agrega.

- ¿Cuál fue la apuesta más importante que hicieron? 
- Salimos al mercado con una batea totalmente novedosa, construida en polietileno de ultra alta resistencia. Es un producto que además de la resistencia, cuenta con un gran poder de deslizamiento, y se ha adaptado muy bien a lo que es transporte de sustancias como la arena de fractura, que se está moviendo mucho con el tema del desarrollo de Vaca Muerta; y también fertilizantes, porque es muy resistente a la corrosión. 


La batea de polietileno que fabrica Aiello y posiciona a la empresa como una de las líderes en un segmento muy competitivo


- ¿Por qué es tan importante el poder deslizamiento?
- Porque es un material que evita que la carga se quede adherida. El problema que hay cuando la carga se adhiere a la batea, es que al descargar puede provocar accidentes, que la batea vuelque. De hecho, YPF le ha pedido a todos los que prestan servicios que coloquen ese revestimiento para evitar accidentes. Con nuestra batea ese problema no está, y además descarga con mucha velocidad. En ese segmento estamos pisando muy fuerte respecto a nuestros competidores. 

- ¿Hay otra fábrica en el país que produzca esas bateas? 
- Somos los únicos en Sudamérica. Hay una fábrica en México y varias en Estados Unidos. 

- Antes mencionabas el gran desafío que tienen por delante las metalúrgicas orientadas al transporte, ¿qué está haciendo Aiello al respecto, para ser competitiva? 
- Nosotros ya estamos trabajando con aceros especiales que te permiten usar menos espesor, eso implica un ahorro de hasta el 50% del peso del acoplado o el semirremolque. Y en un equipo de acero especial de alta resistencia te estás ahorrando entre 1500 y 2000 kilos, entonces podés cargar dos toneladas más en el mismo viaje. Y cuando sacás los números te das cuenta que es mucho más amortizable. El desafío está ahí, constantemente mejorar la tecnología de lo que es la seguridad activa, los materiales de construcción y los sistemas constructivos. 

- ¿Y cómo se enfrenta el desafío? ¿Cómo se materializa? 
- Nosotros hemos empezado a usar más la cabeza que las manos, estamos haciendo una apuesta importante en lo que es desarrollo de productos. Lo que hicimos fue potenciar nuestra oficina técnica incorporando más ingenieros, porque creemos que esta dinámica de innovación constante es lo que se viene y es lo que nos va a mantener vivos. Necesitamos apuntar a productos más específicos y mejorar el desarrollo de los que ya tenemos impuestos, como el caso de la tolva. Acá hubo un cambio muy importante y es que el cliente te está exigiendo, y el paso adelante se da con tecnología. 

- ¿Dame un ejemplo de ese cambio?
- Hace dos años no hablábamos siquiera de suspensiones neumáticas, hoy el 90% de los equipos el cliente los pide con suspensiones neumáticas. La incorporación de elementos de seguridad activa, el ABS, el control de estabilidad, que antes no eran comunes en un semirremolque o en un acoplado, hoy tienen que estar. 


El gerente comercial Esteban Batalla y el presidente Gerardo Iza hablaron sobre la actualidad de Aiello


- En los últimos años Aiello también se caracterizó por brindar distintos servicios, ¿esa política continúa? 
- Sí, hoy estamos dando el servicio de escalarle se semirremolque usado a nuestros clientes para adaptarlos al decreto que indica que se puede transportar más carga. Le colocamos el tercer eje, que ese eje lo estamos importando directamente nosotros. Y ahora también sumamos el revestimiento de las bateas con polietileno, que a ese trabajo le damos 10 años de garantía, lo que te demuestra la durabilidad del material. 

- ¿Tienen más demanda de equipos por parte de las empresas que trabajan en Vaca Muerta? 
- A Vaca Muerta entramos con la batea y a su vez estamos haciendo otro tipo de desarrollos para empresas que son prestadoras de servicios. Eso no está abriendo otros horizontes, por eso la inversión en la parte de ingeniería que estamos haciendo. Pero además es una realidad que si vos querés estar dentro el concierto de las empresas que puedan ser proveedoras en Vaca Muerta tenés que enfrentar exigencias tecnológicas y en cuanto a calidad muy superiores. 

- ¿Qué productos están desarrollando para Vaca Muerta? 
- Uno tiene que ver con el sistema de transporte para la arena desde el punto de almacenamiento en el yacimiento a la locación donde se está haciendo la fractura propiamente dicha. También estamos trabajando en un sistema de distribución para inyectar la arena en el pozo de fractura. Otro desarrollo tiene que ver con un sistema de cintas para el transporte también de la arena. Y otro está relacionado con un nuevo equipo semirremolque adaptado para transportar tolvas cargadas de arena. 

- ¿Cómo definís la actualidad de la empresa? 
- Estamos en un proceso de superar nuestros límites. Tenemos que encontrar cuál es nuestra posición. Una pyme como la nuestra, tiene una posición bastante comprometida, porque para chicos somos grandes y para grandes somos chicos. Entones nuestra orientación fue buscar especializarnos en productos diferenciados que permitan un plus de precios para amortiguar más los costos de la fábrica y no tanto a los grandes volúmenes. Y en eso estamos. Pero es necesario incrementar nuestra capacidad de producción y estamos pensando cómo lo hacemos.