Interés General

Los responsabilizó por la falta de crecimiento

Moyano, Palazzo y Biró: quiénes son los sindicalistas criticados por Macri

11|07|19 20:52 hs.

El Presidente Mauricio Macri cargó hoy duramente contra los sindicalistas Hugo Moyano (Camioneros), Sergio Palazzo (La Bancaria) y Pablo Biró (aeronáuticos), a quienes calificó de "patoteros" y responsabilizó, como en otras ocasiones, por la falta de crecimiento de la economía.


Pero ¿quiénes son estos gremialistas y qué conflictos tuvieron con Macri?



Hugo Moyano

Hugo Moyano, histórico titular de la CGT durante el kirchnerismo y aliado incondicional de Néstor Kirchner, en los últimos años del Gobierno de Cristina Fernández tomó distancia del oficialismo, en una puja que se inició por la exclusión de la rama sindical del armado de listas en 2011 y que derivó luego en una fuerte pelea por la aplicación del Impuesto a las Ganancias, que incluyó la realización de cinco paros nacionales. 

En ese contexto, Moyano apoyó a Macri en los comicios de 2015, cuando lo llamó "compañero"; pero luego se empezó a alejar progresivamente junto a Camioneros y hoy es un ferviente opositor. El mes pasado, el sindicalista consideró que el presidente "no está en condiciones de conducir el país".

La relación entre ambos ya se había enfriado en 2017, pero se quebró del todo a raíz de la situación de OCA, una empresa ligada al gremialista que fue declarada en quiebra a raíz de una deuda de $ 7.000 millones con la AFIP. Hoy Macri sostuvo que Moyano "cobra las cosas que cobra para su gremio, por izquierda, por derecha" y "lo que hace es dejar a mucha gente sin trabajo".

Sergio Palazzo

El titular de la Asociación Bancaria es un radical no K, que en los últimos años se acercó al kirchnerismo. Mantiene una de las paritarias más altas del país, debido también a la alta rentabilidad del sector financiero en los últimos años. En 2016 se opuso firmemente a la ley que modificó el régimen jubilatorio del Banco Provincia, por lo que cuestionó duramente a la gobernadora María Eugenia Vidal. 

Pero la cuerda se tensó del todo cuando atacó a Mercado Libre, cuyo CEO, Marcos Galperín, es uno de los empresarios más elogiados por Macri. Palazzo pidió que los empleados de Mercado Pago se agremien a su sindicato. "Esos trabajadores deben estar encuadrados dentro de la relación de trabajadores bancarios, lo cual le representaría un sueldo mayor y mejores condiciones laborales de las que tienen", dijo.

Tras este episodio, el presidente calificó a Palazzo como "prepotente" porque "quiere avanzar sobre un sistema que desde la tecnología le mejora el servicio a la gente, porque ahora hay gente que en estas plataformas digitales nuevas puede colocar su dinero a interés por día y vamos todos a pagar en forma electrónica". 

"La Argentina va rumbo a que en los próximos meses todos paguemos con el teléfono, la verdad que el Gobierno va a estar apoyando estos desarrollos contra este tipo de actitudes prepotentes, patoteras que tiene esta persona Palazzo", expresó.

Pablo Biró

El más desconocido hasta ahora, fue quien tuvo las declaraciones más polémicas, cuando en una reunión gremial pidió "enfrentar a este Gobierno y voltearlo". 

El discurso fue grabado en video y difundido a través de las redes sociales. "No puedo hacer otra cosa que esperanzarme cuando decimos que vamos a dar un plan de lucha, que desde las bases referentes como ustedes, de todo el interior profundo de la Nación dicen pongámonos de pie, emponderémonos y enfrentemos a este Gobierno y volteémoslo", afirmó.  
Con un perfil cercano a La Cámpora, Biró quedó en la mira tras un sorpresivo paro convocado para el último fin de semana largo, que afectó a más de 13 mil pasajeros. 

Esta medida, sumada a otras similares y a las declaraciones contra el Gobierno, generaron la reacción del Presidente, quien hoy dijo que "Aerolíneas Argentinas le sigue costando a los millones de argentinos que no vuelan más de $ 2.000 millones por mes, y este señor no solo no se pone a ayudar para que los argentinos no tengamos que poner ese dinero que necesitamos para mejorar la educación, llevar cloacas y agua potable a la gente que no las tiene, sino que se opone a la llegada de otras líneas aéreas, es una cosa disparatada". (DIB) JG/MT