La Ciudad

.

Di Fondi: “La confección del presupuesto viene muy complicada”

01|11|19 16:39 hs.

La actual coyuntura económica que reina a nivel nacional y provincial es la causa que dificulta el armado del proyecto. Lo afirmó el secretario de Hacienda, Federico López Di Fondi. El funcionario, en tanto, aseguró que “dentro del contexto general del país, vamos a llegar bien a fin de año” con las finanzas municipales


Federico López Di Fondi


-¿Qué temas inherentes a la Secretaría de Hacienda se abordaron en la última reunión de gabinete? 
-Es una reunión que tenemos en cada trimestre. Se dio que la última que se hizo fue pos elecciones y, en ese marco, se trató cómo impactó en el futuro el resultado conseguido. En lo que respecta al área a mi cargo, se tocó el tema económico, el cual siempre se toca pero en los últimos tiempos es protagonista por lo malo y no por lo bueno. La charla, en resumen, se basó en la idea de concientizar a todo el equipo de trabajo en torno a la situación en la que está inmerso el municipio, que no escapa a lo que se da en la Provincia y la Nación. Eso fue lo que le transmitimos a todo el equipo, ya que después, día a día, lo que hace cada uno y sus empleados tiene un impacto. Entonces, la idea fue poner en contexto esto que nos pasa siempre, que es un cuello de botella y que nos pasa siempre en el segundo semestre y al final del año, sobre todo por el pago de sueldos y aguinaldos; pero después porque uno trabaja con estimaciones fijas en lo que son los fondos de la Provincia, de la Nación y de nuestras tasas. Eso es un porcentaje fijo y cuando la inflación supera esos porcentajes nos va complicando. En la reunión se concientizó a todos de esa situación y ver de qué manera nos ponemos más ingeniosos para eficientizar el gasto y de rever algunos contratos que tenemos. En definitiva, gastar de la mejor manera para que la crisis económica genere el menor impacto en los servicios que recibe el vecino.

-¿Cómo impacta el precio del dólar en las arcas municipales? 
-Primero se dispara el dólar y después se van ajustando todos los precios. Eso impacta en el municipio de la misma forma que en cualquier economía de hogar. Por ejemplo, la electricidad nos subió el 60 por ciento, el gas subió diez veces. El año pasado pagamos facturas de gas de 50 mil pesos y en el actual de 500 mil. Lo mismo pasa en el Hospital con los insumos. En el combustible también impacta. En octubre del año pasado estábamos pagando 29 pesos el litro de combustible; y hace un mes lo pagamos a 50. Ahora se vienen nuevos ajustes. Eso significa un 75 por ciento de un año a otro. De esa manera pega el aumento del dólar. Cuando hay una devaluación, hay muchas cosas atadas al dólar; y nuestros ingresos, que en su gran mayoría son las tasas, están fijas durante todo el año. Y después, lo que es coparticipación, no se termina ajustando por el contexto recesivo. 

-Con el actual contexto, ¿Qué perspectivas hay de acá a fin de año con respecto a las finanzas municipales? 
-Estamos inmersos en un contexto provincial y nacional que no es fácil. Eso lo sabemos todos. Considero que, siendo conscientes de eso y trabajando en equipo como nos pide el intendente Carlos Sánchez, y dentro de este contexto general, vamos a finalizar relativamente bien el año, es decir, pagando sueldos, aguinaldos, horas extras y no teniendo un mayor desorden con los proveedores. Considero que vamos a llegar con una situación controlada. 

-¿Cómo viene el armado del presupuesto? ¿Qué aspectos se están priorizando para su confección final?
-Viene bastante complicado el armado del presupuesto porque uno no tiene parámetros. Quizás, por ejemplo, uno piensa en proyectar que se van a comprar 40 mil litros de combustible por mes ¿Qué precio le pongo? ¿El precio que está más un 40 por ciento? Es muy difícil fijar un valor. Y si uno le pone un valor del 100 o 150 por ciento, por decir una cifra, es lgo que hoy en día me parece una locura pero hay que cubrirse. Pero eso después requiere un aumento terrible de las tasas, que tampoco se puede hacer. Por eso digo que es un contexto muy complicado. Estamos siendo muy cautos y vamos a esperar hasta último momento para armar el presupuesto. Por ley, lo tenemos que elevar al Concejo antes del 30 de noviembre. Tampoco tenemos los números de la coparticipación de la Provincia, que es una parte importante de nuestros ingresos. Para el 30 de noviembre, el presupuesto deberá estar listo pero hasta último momento vamos a ir viendo qué información tenemos para proyectar. Queda un mes todavía. Es poco tiempo, pero en ese tiempo pueden pasar muchas cosas. O no. El contexto se puede estabilizar.

-¿Qué perspectivas tenés en torno la macroeconomía? 
-A nivel personal, veo como positiva la transición que se está dando. Que haya diálogo y un poco de previsibilidad de acá a diciembre es constructivo para el país. Pero el contexto que hay es complicado. Va a ser un desafío enorme para el país y para todos nosotros poder salir de esta situación. Confío en que se va a poder salir. Desde el municipio estamos expectantes pero cautos, viendo día a día cómo se desarrolla todo, porque la situación se ha ido deteriorando cada vez más. Esperemos que este contexto se revierta. 

-¿Qué análisis podés hacer del cepo al dólar? 
-Desde lo municipal, no puedo hacer mucho análisis porque no respecta a la actividad. En lo personal puedo decir que es una medida que, lamentablemente, se tuvo que tomar. No soluciona el problema de fondo pero era lo único que se podía hacer en un contexto en el cual se están yendo las reservas. Quizá se puede discutir el tiempo en el que se tomó la medida, pero, a mi entender, son medidas de emergencia que se toman para evitar males mayores. En ese contexto, los que las tienen que impulsar, toman decisiones que no son para nada agradables ni simpáticas.