Policiales

.

El cura Eduardo Lorenzo se suicidó después de que la Justicia ordenara su detención

17|12|19 10:10 hs.

El sacerdote Eduardo Lorenzo, acusado de al menos cinco abusos sexuales contra niños y adolescentes, se suicidó anoche de un disparo en un inmueble de la calle 4, entre 49 y 50 de La Plata, en donde está la oficina de Caritas donde residía. Desde la Red de Sobrevivientes de Abuso Eclesiástico de Argentina afirmaron que "la muerte no repara el daño" causado por el sacerdote, mientras que el arzobispo platense, Víctor Manuel Fernández, aseguró que Lorenzo "se quitó la vida después de largos meses de enorme tensión y sufrimiento" y pidió a los católicos "unirnos en oración por él, para que el Dios de la vida lo reciba en el amor infinito". 


De acuerdo con la Policía, el cuerpo del cura "fue encontrado tendido en el suelo, con posibles manchas hemáticas y, a un costado, un arma de fuego".

Personal de la Unidad Fiscal UFI 1 a cargo de Ana Medina, llegó al lugar junto a efectivos policiales para constatar los detalles del hecho. 

La jueza Marcela Garmendia había librado ayer una orden de detención contra el sacerdote por los cinco casos de abusos pero un recurso de eximición de prisión presentado por su defensa evitó su arresto lo que fue calificado como "un escándalo" por el abogado querellante Juan Pablo Gallego. 

El recurso había sido rechazado en primera instancia por la jueza pero la defensa del sacerdote apeló a la Cámara por lo que no se había resuelto aún la detención.

"Su muerte no repara el daño" 
La Red de Sobrevivientes de Abuso Eclesiástico de Argentina consideró que la muerte del sacerdote Eduardo Lorenzo "no repara el daño" del abuso sexual que cometió con menores y adolescentes. 

En un comunicado, expuso que "la muerte no repara el daño: lo único que repara el daño causado a las víctimas es la justicia". 

"La muerte de Lorenzo confirma que los sobrevivientes dijeron y dicen siempre la verdad", continuaron las víctimas y apuntaron que "aún en esta situación, las únicas víctimas son sobrevivientes del cura". 

Destacaron que "el protagonismo y la impronta de espectacularidad que tuvo su presencia en los medios en este último año, continúa ahora con su suicidio".

"Este misterio oscuro" 
Anoche, muy poco tiempo después de conocerse la noticia del suicidio, el arzobispo de la ciudad de La Plata, Víctor Manuel "Tucho" Fernández, afirmó en un comunicado que Lorenzo "se quitó la vida después de largos meses de enorme tensión y sufrimiento". Además pidió a los feligreses católicos "unirnos en oración por él, para que el Dios de la vida lo reciba en el amor infinito".

"El mismo Señor nos ayudará a comprender algo en medio de este misterio oscuro, y nos enseñará algo aún a través de este dolor. Los abrazo a todos con afecto en Cristo", escribió el Arzobispo. (DIB) MM