Con la selección. Aristain hará todo lo posible por disputar un nuevo Mundial

Deportes

Bochas

Martín Aristain va por más

05|01|20 17:54 hs.

Martín Aristain vivió un exitoso 2019. El bochófilo, que en el 2018 había vestido la camiseta de la Selección Argentina, fue aún más allá: disputó el Mundial Sub-23 que tuvo lugar en Italia, marcando a fuego su nombre en la historia local de este deporte. 


“El 2018 fue lindo pero en el 2019 se dieron cosas que soñaba hacer mucho, jugar el Mundial por ejemplo que era lo que yo siempre tenía como meta… esperemos que el 2020 venga mejor” sostuvo Aristain en charla con LA VOZ DEL PUEBLO el último viernes, cuando participó del brindis que el Club Huracán realizó en sus instalaciones con motivo de su 97º aniversario. Allí además, el Globo le realizó una mención por haber sido uno de sus representantes más destacados.

- El año pasado, antes de comenzar la preparación con la selección, te sumaste a Huracán. ¿Cómo se dio?
- La verdad que Huracán es un club tremendo, no esperaba que sea así. Sabía que era muy grande pero cuando estás adentro te das cuenta de lo inmenso que es, están en cada detalle y estoy muy agradecido de venir a Huracán que me dio la posibilidad en marzo, cuando hablaron conmigo a ver si podía venir y yo con gusto dije que sí; estoy muy agradecido… 


En la noche de viernes, el bochófilo recibió un reconocimiento de Huracán


- ¿Cómo fue esa experiencia de jugar un Mundial? 
- Tuvimos muchísimos viajes y entrenamientos, tuvimos que ir a La Pampa, Córdoba... fueron muchos viajes, mucho sacrificio, pero fue un grupo lindo, la pasamos bien; el técnico siempre nos apoyó, nos trató como si fuera un padre más que un técnico; fue linda experiencia. 

- En el 2019 jugaste un Mundial. ¿Qué objetivos te planteaste para este 2020? 
- A nivel local voy a tratar de jugar lo máximo con Huracán y ponerlo arriba de todo; en el 2019 no me tocó, solo pude jugar el torneo de Parejas y el Individual; en el de Parejas quedamos terceros y en el Individual quedé tercero también, perdí las finales, pero siempre tratando de estar arriba y mejorar y entrenar. En cuanto a la selección es difícil porque se juega a otra modalidad, hay que entrenar más lo físico y no tengo las canchas necesarias para jugar a eso, pero hago el sacrificio; siempre y cuando el técnico me tenga en cuenta voy a tratar de estar. 

- ¿Cómo es tu relación con el técnico? ¿Se comunican seguido?
- Sí, él me manda mensajes; estuvimos charlando para fin de año. Siempre me dice que esté entrenando, que no me pierda físicamente porque si te perdés después agarrar de nuevo los tiros rápidos y todo eso te cuesta mucho y después bajás el rendimiento y cuesta subirlo. Tengo que seguir entrenando y cada tanto agarrar la otra bocha, porque se juega con otra bocha en los mundiales, entonces para no perderme debo agarrarla. En octubre creo que es el Mundial, en Francia, no sé sabe dónde todavía, y trataré de estar entre los que elija el técnico. 

- ¿Va a ser como este año con una etapa de preparación? 
- Claro, son muchos entrenamientos en los que se hace una preselección, donde van varios chicos de mi categoría Sub-23 y después elijen 2 o 3, depende lo que se juegue en el Mundial porque hay muchas modalidades y depende eso es la cantidad de chicos que lleva... en el 2019 llevó 3 Sub-23, puede llevar 2 y estoy ahí entre los que pueden llegar a ir pero siempre hay que mantenerse y no dormirse, la ilusión está. También tengo una cuenta pendiente porque este año pude ir, entramos entre los 8 que es el objetivo que siempre nos dice el técnico, pero a mí me gustaría traer una medalla, me encantaría, es mi sueño, por lo menos subir al podio… así que esa es la cuenta pendiente. 

En el final de la charla, Aristain aprovechó para agradecer “principalmente a mi familia, a mis amigos y a la gente de Huracán que me apoyó todo el año; a la familia Barrios, Guillermo y Ezequiel, a Pedro Scipione y al presidente Mariano Pérez que estuvieron en todo momento conmigo, me apoyaron, tuvimos viajes largos y jugamos muchos torneos… fue largo el año así que sin ellos no hubiera sido posible”.