Deportes

Será un medal play a 36 hoyos

El Golf Club abre la temporada 2020 con la 16ª Espiga de Oro

29|02|20 11:06 hs.

El Tres Arroyos Golf Club abre con una excelente propuesta la temporada 2020. Desde hoy y hasta mañana se disputará la 16ª edición del Espiga de Oro, torneo declarado de interés municipal y que se celebra en conmemoración de la Fiesta del Trigo. 


Será un medal play a 36 hoyos donde el gran ganador será el mejor neto general de la competencia; pero además se jugará en las categorías scratch, 0-9, 10-16, 17-24, 25-36, damas, menores y novicios. Además, habrá premios especiales para los ganadores del long drive, el aproach general y además estará en juego un auto 0 km para quien haga realidad el sueño de todo golfista: un hoyo en uno. 

La entidad de la avenida Juan B. Justo también vive por estos días algunos importantes cambios en su estructura, ya que tras el retiro luego de 4 décadas del profesional José Luis Haffner, aparece la nueva figura de su instructor y profesor, el también suarense Javier Ferreyra, un joven de 25 años. 

“Estoy hace un mes en el club; llegué tras el contacto con la Academia de Torcuato Girotti, con quien estaba trabajando en Bahía Blanca”, comenta Ferreyra en su presentación pública. Desde el año pasado, el suarense es instructor “tras estudiar en la PGA; fueron 24 materias aprobadas en ese lapso. También hubo que superar un nivel golfístico que por suerte estaba vigente; la verdad que contento con todo porque terminé de cursar con un promedio de 8,50”, valoró. 

La idea de jugar para Ferreyra “quedó de lado; estoy abocado plenamente para lo que me contrataron: trabajar para enseñar y ser coaching. El juego será como hobby o acompañante; mi vida deportiva ya pasó con los torneos de Federación en los Interfederativos, los Nacionales, donde compartí equipos con Antonio Maciel (h), entrené mucho en esta cancha y la familia Maciel me brindó todo. Esa experiencia recogida trataré de abocarla en los jugadores amateur o en los chicos de la escuela de menores. Intentaré transmitirles mis conocimientos, tanto de cómo se vive desde un tee de salida o en un green, para la facilidad de ellos”. 

Al igual que Haffner, Ferreyra proviene de Suárez. “Cosas del destino, es cierto; José es un ejemplo a seguir por el desarrollo que hizo en el club, por el tremendo aprecio que tiene la gente con él. Trataré de hacer al menos algo de lo que hizo José, y si me quedo el mismo tiempo mejor. Desde la enseñanza y vara que dejó él yo trataré de aprovecharla para seguir con el crecimiento en el Club. Los dirigentes me pidieron como desarrollo fundamental trabajar en la Escuela de Menores; también me encargaré del driving que estará abierto de 8 a 18.30, clases particulares, además de largar los torneos, organizar; en síntesis, las cosas que hacía José”. 

Sobre la cancha no tendrá injerencia ni participación. “El club tiene un equipo bárbaro de trabajo liderado por Enrique Kaare; podrán pedirme una opinión pero no pasará de ello. Sí nos focalizaremos en ampliar la cantidad de socios, ya que hicimos una categoría de novicios a los que les brindaremos palos, pelotas, todo. El Golf no es tan caro como muchos piensan, además los acompañaremos para motivarlos y meterlos en un deporte muy completo desde lo físico”. 

El trabajo en la Escuela será “de trabajar en grupos que comienzan desde los 3 años y va hasta los 18”; y sobre su opinión en los torneos, “uno está para ayudar en todo, pero el Club tiene todo bien estructurado. Para este fin de semana, en el Espiga de Oro, donde tenemos más de 110 inscriptos, habrá propuestas interesantes. El sábado tendremos pruebas de aproach sobre unas 50 yardas, el profe Ortiz de Necochea, vendrá con un asesoramiento sobre con que vara es recomendable jugar. Habrá una presentación de como trabajaremos con los chicos en el putter green y vamos a cerrar con un aproach en el hoyo18 con golf nocturno”, anticipó.

En la despedida, Ferreyra le agradeció “a cada uno de los socios que me han recibido de una manera espectacular, como si fuera mi casa. También a los dirigentes, todos me han recibido de la mejor manera. En febrero le di clase a más de 35 personas distintas, un número importantísimo que me demuestra el interés que hay en este club por el golf”.