Un lote de trigo a las afueras de Tres Arroyos. “El sudeste bonaerense tiene grandes posibilidades p

El Campo

Muy buena proyección para nuestra región

El trigo bonaerense sostiene las expectativas de la cosecha nacional

14|11|20 11:52 hs.

Aunque se sembraron casi 1.100.000 hectáreas más que la campaña 2017/18, como consecuencia de la sequía que sigue afectando al centro y al norte del área agrícola, la cosecha de trigo sería inferior al citado ciclo y la menor de los últimos cinco años. 


Si bien las proyecciones a comienzo de la campaña apuntaban a superar los 21 millones de toneladas, ya que fue la segunda siembra más importante en 18 años y se aplicaron niveles de fertilización récords, las malas condiciones climáticas generaron una nueva caída en la estimación de producción, que hoy es de 16,8 millones de toneladas. 

“Al 11 de noviembre, la cosecha cubre el 15,5% del área apta, luego de registrar un progreso intersemanal de 6,7 puntos porcentuales. Debido a la escasez de lluvias y las altas temperaturas sobre el norte del área agrícola, la recolección avanzó rápidamente, explicando el adelanto interanual de 2,1puntos a escala nacional. El rinde promedio país asciende a 10,4 qq/ha, debido al avance de la recolección de cuadros en zonas con rendimientos más elevados”, indicó la Bolsa de Cereales de Buenos Aires en su último informe.

“El 42,3 % de los lotes implantados con trigo presentan condición hídrica de regular a sequía, siendo ésta la causa de que el 45,8% del cereal en pie presente condición de regular a mala. En referencia a la fenología, un 92,37% del cultivo ya alcanzó el estadio de espigazón”, agregó. 

“Sobre el sur del área agrícola el cultivo mantiene condición entre normal y excelente en el 92,8 % del área, sosteniendo la actual proyección de 16,8 millones de toneladas. No obstante, deberían registrarse nuevas precipitaciones en lo que resta del ciclo en la mencionada área para lograr un correcto llenado de grano. En cuanto al estado sanitario, se están realizando controles para diversas enfermedades fúngicas”, completó. 

En tanto, el último trabajo elaborado por la Bolsa de Comercio de Rosario, indicó que en un mes, el rinde triguero argentino pasó de 28,8 qq/ha a 28,4 quintales. “Y el impacto no es mayor porque Buenos Aires contiene el golpe productivo”, aseguró. 

“Es destacable como Córdoba y Buenos Aires atraviesan dos situaciones totalmente diferentes. El territorio cordobés sigue en una situación de desastre productivo que continúa acentuándose y aún puede agravarse más”, advirtió. 

Casi 200 mil hectáreas sembradas con el cultivo se perderán, área que podría seguir incrementándose. “El rinde provincial no para de bajar: pasó de 21,6 a 18 qq/ha. Se trata del rinde más bajo de los últimos 10 años. Pero la gravedad de la situación es tal que no se descarta que las cosechadoras terminen mostrando el peor resultado de los últimos 20 años”, alertó. 

Santa Fe también muestra un grave deterioro respecto a octubre, en esta nueva estimación muestra tres quintales menos, con 22,8 qq/ha. “No es el peor rinde los últimos 10 años, pero está cerca de serlo, la marca más baja de la década es la del 2013/14 con 21 quintales”. 

Buenos Aires es la otra cara de esta estimación, el promedio provincial subió 1,5 quintal, pasando a 37,5 qq/ha. “Gran parte del centro provincial puede alcanzar rindes récord en esta campaña. El bastión triguero, el sudeste bonaerense, también viene afirmándose. Tiene grandes posibilidades productivas si las lluvias y las temperaturas moderadas siguen acompañando al cultivo”, expresó la BCR.