Carlos Severino dijo que se realizó la transferencia a dos grupos de accionistas

La Ciudad

Parte de los inversores son de origen alemán

La venta de Anselmo es una realidad

15|11|20 09:31 hs.

La carnicería del Frigorífico Anselmo reabrió sus puertas el viernes 9 de octubre, una señal del avance que se estaba registrando en el proceso de venta. 


En este sentido, uno de los logros centrales que poder lograr que una quiebra establecida por la Justicia, pueda ser convertida en concurso de acreedores mediante una serie de pasos de carácter legal. Finalmente, se hizo realidad la venta y la tradicional empresa se encuentra en manos de nuevos inversores, que cuentan con aportes de capitales extranjeros. 

La firma de la documentación dio lugar a la transferencia de acciones. Carlos Severino, gerente general del Frigorífico Anselmo, dialogó con La Voz del Pueblo. 

Al respecto, señaló que “finalmente se concretó la venta quedando desafectada la propiedad de las acciones que se transfirieron a dos grupos. Ambrosius ya no es más el titular. Está en manos de los nuevos inversores. Hay una porción de capitales extranjeros, como uno de los participantes. Todo fue en buenos términos, con buena predisposición de la Justicia y de la sindicatura para todos. La verdad es que no hubo inconvenientes a la vista, todo fue en tránsito normal. El día martes o miércoles de esta semana se concretó la venta. Fue una negociación que duró entre tres y cuatro meses. Se llevaron a cabo las negociaciones y gestiones correspondientes con total éxito”. 

En relación a esto, Severino indicó que parte de ese grupo que participa del exterior tiene origen alemán. El jueves y viernes, accionistas alemanes visitaron las instalaciones. Ya habían concurrido al lugar y sabían lo que era el establecimiento, ahora lo vieron con las remodelaciones ejecutadas y se llevaron muy buenas impresiones. 

Se realizó una visita de testeo y la fábrica se sigue poniendo a prueba, con una faena más importante, por lo que están en un camino de recuperación y progreso.

Para el exterior 
Otro dato importante que dejó en claro Carlos Severino tiene que ver con el tema de las exportaciones. En este sentido, argumentó que “creería que en veinte días estaremos produciendo para el exterior, más precisamente Rusia. Esperamos poder hacer eso realidad, nuestra intención es esa. Haremos todo lo posible para poder concretarlo”. 

La pandemia y el Covid-19 los ha demorado mucho. El contexto actual los afectó, como a todos los emprendimientos. Están con un número determinado de personal compartiendo funciones. Algunos se enfermaron y esta situación incidió en casi todo el funcionamiento. La actual etapa se inició en mayo, luego de varios meses con avances parciales, es un motivo de alivio la concreción de la venta. 

Severino indicó que “siempre y en cualquier momento se pueden repetir las visitas de los alemanes, con extranjeros de otros países también. De nosotros hay mucha vinculación con el exterior. Trataremos de aportar y adaptar al frigorífico para más exportaciones. El frigorífico tiene un potencial mayor que la venta de consumo interno que posee. Estoy orgulloso del personal que tenemos y agradecido. Ya lo dije en su momento, gente muy cálida con lo cual uno se emociona y trabaja codo a codo”. 

“No tengo temor porque es toda una decisión apostar hoy en día a la productividad. Cierto temor si por la parte sanitaria, actualmente no podemos vivir sin esos miedos. La productividad está en función de eso. Ver como lo macro se va desempeñando con cierto grado de incertidumbre. Es decir, respondo a inversores que creen en la producción y que creen en el futuro de esta rama y que han hecho su vida produciendo”, explicó. 

Para finalizar, el responsable de la firma comentó que contó con todo el apoyo de su familia, lo cual es una base fundamental. Se formó un grupo de responsables y encargados de las áreas. Están satisfechos. Se movilizan cómo un grupo integrado y esperan encontrar un buen ritmo de funcionamiento. Consideró que “uno de los secretos del éxito es la capacidad del grupo humano, sin dudas”.