Fotos: Goyo Fernández

La Ciudad

En el 85º aniversario del comercio

Raúl Carranza: “Somos una gran familia”

13|11|21 20:27 hs.

El 3 de noviembre, uno de los comercios con más trayectoria en nuestra ciudad cumplió 85 años. Se trata de Carranza Lencería, ubicado en calle Colón 148. Un negocio que cuenta con una rica historia familiar, el cual dio sus primeros pasos allá por 1936 y que hasta el día de hoy, mantiene su vigencia porque sus clientes lo siguen eligiendo por la calidad en sus productos. 


Raúl Carranza tiene 81 años, rememorando esta fecha especial en un nuevo aniversario, y en diálogo con La Voz del Pueblo, expresó que “recientemente cumplimos 85 años y estamos con mucha alegría. Desde chicos nos iniciamos en este rubro. Me crié atrás del mostrador y aquí estamos. A los 8 años venía a trabajar, limpiar o a hacer algún mandado y de ahí, al colegio. También me tocó hacer el servicio militar, pero siempre trabajé con mi familia”. 




 Orígenes 
Sus padres dieron vida al negocio en 1936 y él supo continuar ese legado con su familia, un pilar fundamental en ese aspecto. “Era otra época. Habían podido juntar unos pesitos y pusieron un local muy chico. En toda nuestra trayectoria, hemos podido contar -y lo seguimos haciendo- con el acompañamiento de la clientela de la ciudad y del distrito, viene mucha gente de la región a buscar nuestros productos. Se ve que hemos atendido bien a lo largo de tantos años y eso ha dado sus frutos”, agregó. 

El trabajo y el esfuerzo siempre fueron banderas que levantó bien alto la familia Carranza. De esta manera, supieron reinventarse ante algunas adversidades para continuar creciendo con la labor diaria. “Un tiempo se habían quedado sin empleo, pero recuerdo que pudieron juntar unos pesos para poner algo pequeño. Vendían pañuelos, medias y corbatas. En ese entonces, las corbatas se ofrecían mucho. Ahora, ya no tanto. Más adelante, se anexó la lencería y con eso, el negocio fue para arriba. La corsetería de dama es nuestro fuerte. Ya estoy grande para estos trotes (risas), pero cada tanto me doy una vuelta. Es mi vida. Tenemos gran cantidad de mujeres clientas y también muchos hombres”, subrayó con emoción. 


Fotos: Goyo Fernández


 Desde el vamos, han contado con el apoyo de los vecinos de Tres Arroyos. En base a ello, Carranza consideró que “son muy fieles. Todos los días nos agradecen por los productos que les brindamos. En todos estos años de trayectoria, siento que hicimos bien las cosas y trataremos de seguir por el mismo camino”. 

 El comercio dio sus primeros pasos en Colón al 250, aproximadamente. Después, pasó a Hipólito Yrigoyen 70. “También estuvimos en 1968 -un par de años- en otro lado y acá, a calle Colón, regresamos en 1972. Desde ese entonces, no nos fuimos más de aquí”, recordó. 


Fotos: Goyo Fernández



 Actualmente, el local cuenta con la asistencia de cuatro empleadas, muchas con varios años de antigüedad. Se trata de María Luisa Castro, Verónica D´Alessandro, Sofía Iglesias y Adriana Cassinieri, quienes también realizan un gran aporte en el día a día. En ese punto, Raúl Carranza sostuvo que “somos una gran familia. También está mi señora, en compañía de mi hija. La familia siempre apoyó en este emprendimiento y eso se valora. Un agradecimiento especial a todo el personal que nos acompaña desde hace tantos años y a todos nuestros clientes”. 

 Emoción 
A su turno, Nora Carranza, también responsable del lugar, hizo hincapié en la alegría de llegar a un nuevo aniversario. “Es muy emotivo para nosotros. Se me vienen a la cabeza muchos recuerdos e historias que son difíciles de olvidar. Uno quiere darle continuidad a lo que se empezó hace tantos años y seguir trabajando como lo hacían ellos. Esa, es la idea. Tratamos de atener lo mejor posible, buscando responder a las necesidades de quienes nos eligen”, indicó. 


Fotos: Goyo Fernández




Del mismo modo, dijo que para fin de año siempre se trabaja muy bien, por lo que desean que la gente los siga acompañando como lo hizo hasta ahora. “Durante la pandemia, todos cambiamos algo. Nos hemos ido adaptando a pasar algunos días cerrados. Agregamos el servicio de delivery para quienes no podían salir de su casa. Tratamos de encontrarle la vuelta. Quiero agradecer a toda la clientela, a los que nos acompañaron siempre y un agradecimiento especial a las empleadas, como así también a nuestros proveedores”, expresó. 

 Futuro 
Corina Carranza es hija de los dueños y en marzo de este año, se sumó al negocio. En este sentido, explicó que “desde chica siempre anduve por aquí. Tengo mi trabajo, pero de a poco me voy insertando de nuevo en el comercio, más que nada a la tarde. La idea es continuar como venimos hasta ahora. Para todos nosotros es un orgullo estar presente durante tantos años en el centro comercial de esta ciudad tan linda”. 

 Por último, dejó en claro que su idea es acompañar a sus padres, ayudando en lo que más pueda e innovando en el mundo digital. “Yo empecé a darle forma a las redes sociales. Estoy trabajando un poco con eso, ya que son indispensables y es una parte que nos faltaba. Habrá sorteos por el mes aniversario. Estamos contentos, con mucha ilusión y en búsqueda de nuevos desafíos”, finalizó Corina Carranza. Todavía, les queda mucho camino por recorrer.    



Add space 300x250x2