Las jugadoras de Huracán celebran uno de los tantos en la goleada(Goyo Fernández)

Deportes

Huracán se impuso en la final por 4-0 ante El Nacional

El Globo ganó y es de Oro

06|06|22 08:47 hs.

En una serena noche de domingo en Tres Arroyos, un Huracán azotó en el Bottino. De esta forma se vivió la victoria del Globo ante El Nacional, que pudo gritar campeón y levantar la Copa Oro, del Torneo Preparación de fútbol femenino. El triunfo de las de Cattanio fue por 4-0, con los tantos de Arrupe, Valerio y Gago por duplicado.


El encuentro inició con un domino de Huracán. Un remate de Caraballo puso en alerta a la arquera Leguizamón. Al Globo no le costó romper la última línea del Decano para generar espacios y concluir las jugadas en Arrupe y Gago.

El Nacional, no logró mantener la pelota, sin embargo parecía tener contenida la ofensiva rival, con Chaves y D’Annunzio. Las aproximaciones al arco de Alzua se dieron en los pies de Mancilla y Quinteros, pero no tuvieron efectividad de cara al arco.

A los 22 minutos del primer tiempo, Gago ensayó un remate, que Leguizamón tapó con efectividad, pero otorgó un rebote que le quedó a Arrupe, quien definió por encima de la “1” del Decano, para abrir el marcador.

Cuatro minutos después llegó el segundo tanto. Ante un pase de Gago, Valerio tomó despistada a la defensa y se fue sola para poner el 2-0 ante la salida de la guardameta. Tras los tantos, las de Palomeque no pudieron romper la última línea de Huracán.

El segundo tiempo tuvo un arranque intenso del Globo en 3/4. Hasta que a los 6 minutos, Gago desbordó por la izquierda y picó el balón para poner el marcador en 3-0, en un escenario de dominio total del mediocampo para las locales.

El Nacional no le encontraba solución a la falta de efectividad, por lo que Palomeque ordenó cambios en el equipo que le dieron una mayor profundidad al Decano.

Sin embargo Huracán fue el dueño de la pelota y coronó el partido a los 30 minutos, con un envío de Caraballo en la mitad de la cancha, que desembocó una contra de Gago, quien se fue sola y definió al ángulo de Leguizamón, para sellar el 4-0, al grito unísono de “dale campeón, dale campeón”.




Add space 300x250x2