La Ciudad

Claromecó

Señales y actitudes

17|09|18 09:37 hs.

Desde hace más de un año que en Tres Arroyos se habla de los efectos que la erosión está generando en determinados lugares de la costa del distrito. El ejemplo mayormente citado, y por razones obvias, es Claromecó.


El modo en cómo han asomado en el último tiempo gran cantidad de piedras por la intensa intervención del hombre en la zona, que evidencian la falta de la arena como recurso para alimentar a la playa, no ha dejado de preocupar. Y en los últimos días pudo registrarse cómo cerca del balneario Borneo han aparecido más piedras, lo cual hace que la inquietud sobre el tema no desaparezca, sino todo lo contrario. 


La bajada es la del Faro. Conductores hicieron subir y bajar sus vehículos en la zona de los enquinchados


Por eso, y pese a que el tema se ha instalado hasta en la agenda política, cuesta ver cómo aún hay actitudes de personas a las que parece no importarles nada el trabajo que otros hacen por cuidar un bien que es común. 

En el sector de playa cercano ubicado entre el parador Posta del Faro y los baños públicos, se encuentran los enquinchados colocados pacientemente y con el objetivo de retener arena que por el viento se iría hacia costanera o calles adentro. 




Sin embargo ese mismo sitio fue testigo de cómo durante las recientes jornadas que invitaban a bajar a la playa, hubo quienes no tuvieron el más mínimo reparo de evitar esos atajos, en vez de utilizar la bajada ubicada en proximidades del faro. 

Parece que las señales que nos está dando la naturaleza, no son acompañadas por actitudes humanas. Es evidente que ante el estado que presentan determinados sectores de playa, no haría falta un cartel que lo recuerde.