Policiales

PERMANECÍA APREHENDIDO

Circulaba con un auto robado y marihuana

24|10|18 01:49 hs.

Un sujeto que circulaba en un auto robado en la ciudad de Buenos Aires fue detenido por el personal de la Sub DDI luego de constatarse el pedido de secuestro del vehículo por parte de la Justicia porteña. 


El sospechoso fue identificado como Braian Vespa, de 21 años, quien a su vez está acusado de haber participado en el ataque a tiros que dejo parapléjico a Diego Allema en septiembre, aunque por ese último delito no se había informado de manera oficial la imputación formal. 

El procedimiento que culminó con el arresto de Vespa ocurrió en la noche del lunes, cuando un móvil no identificable de la policía de investigaciones de nuestra ciudad lo cruzó en la avenida Rivadavia al 1100 y consultó a la base de datos sobre la procedencia de la patente. 

Así, se confirmó que el vehículo tenía un pedido de secuestro activo por “robo automotor” procedente desde un Juzgado de la ciudad de Buenos Aires. Cuando el móvil policial intentó detenerlo, el conductor del otro vehículo, un Citröen C4 color negro, intentó escapar hacia la avenida Aníbal Ponce, donde finalmente la policía logró detenerlo. 

Tras una requisa en el vehículo, hallaron una cantidad no precisada de marihuana que sería para consumo personal. 

Luego de este episodio, Vespa quedó aprehendido acusado de “encubrimiento, resistencia a la autoridad e infracción a la ley 23.737”, delitos por los que hoy por la mañana fue trasladado ante el fiscal José Bianconi, titular de la UFI N°6, aunque no trascendieron detalles del procedimiento judicial. 

Grave acusación 
Según informaron oportunamente fuentes policiales, Vespa fue mencionado en el marco de la investigación iniciada tras el ataque que dejó parapléjico a Diego Allema en la tarde del viernes 8 de septiembre en su taller del barrio Boca. 

Sin embargo, anoche fuentes del caso indicaron que ese testimonio tendría puntos débiles que alejarían las sospechas sobre el joven arrestado en la antevíspera. 

Allema, de 35 años, fue atacado a tiros por sujetos desconocidos en la tarde del viernes cuando se encontraba en su taller mecánico y, raíz de las heridas sufridas por los proyectiles, quedó parapléjico.