El Campo

Radiografía del cultivo

“Al mundo le falta cebada de calidad”

30|10|18 11:40 hs.

“Aunque sea reiterativo, debemos insistir en la falta de calidad a nivel mundial y la necesidad de producirla para obtener un plus en los precios de cebada con destino a malteo”, advierte -una vez más- el ingeniero Fidel Cortese. 


En esta oportunidad, la nueva recomendación del especialista en el cultivo de cebada se da en el marco de su habitual informe mensual, en el que brinda un completo informe de mercado y agronómico. El asesor privado indicó que “se ve muy buen estado general de los cultivos”, aunque aclaró que “hay zonas con déficit de humedad en el sur de Córdoba y Centro de Santa Fe”, sectores donde hay poca superficie de cebada.

“Las intensas tormentas han afectado algunos lotes del norte y del noroeste de Buenos Aires. También por heladas en el mes de octubre se reportaron alguna pérdida de superficie, pero que es compensada por el estado en el resto de las zonas”, comentó. Cortese hizo hincapié en la necesidad de hacer un periódico monitoreo de los lotes para estar encima de la sanidad del cultivo. 


La evolución de los precios en US$ según la publicación especializada e-malt


En este sentido, dijo que “se ha detectado Ramularia en diferentes zonas. Para los que no han aplicado o lo han hecho muy temprano, recordamos que esta enfermedad es asintomática por lo que los tratamientos más efectivos son los preventivos a partir de Z39 (aparición de aristas) con fungicidas que contienen en su formulación la presencia de carboxamidas: Orquesta Ultra de Basf, Reflect Xtra de Syngenta y Cripton XPro, triple mezcla de Bayer que suma al Cripton anterior (trifloxistrobin más protiocaonazole, el triazol con mejor comportamiento frente a Ramularia), una carboxamida, el Bixafen”.

Y agregó: “La planta puede tener el hongo y no manifestar los síntomas pero ante un estrés, principalmente hídrico por excesos de agua en el perfil, o lumínico, nos puede devastar el cultivo en pocos días”. 

Además, indicó que siguen las infecciones de Escaldadura (Rinchosporium), Mancha en red (Drechslera) y Mancha marrón (Bipolaris). “Pensando en un año con buenos rindes potenciales, es necesario poder proteger la mayor superficie foliar posible, para ayudar a un buen llenado y no tener problemas comerciales”, recomendó. 

“Recordemos que niveles de incidencia del 30% disparan las aplicaciones y cuanto menor es la infección, mejor es el comportamiento del fungicida”, completó. 

Y si de prioridades se trata, el ex presidente del CRIATA expresó: “Necesitamos producir cebada en un rango de proteína deseable para la industria y exportación de cebada maltera (si bien el negocio de la forrajera ha sido muy bueno hoy hay diferencias de 30 US$/t con las cebadas malteras). Se debe ajustar balance de nitrógeno (disponibilidad a la siembra más fertilización menos lavado más mineralización) de acuerdo a la expectativa de rinde y datos del lote”, advirtió.

Mercado internacional 
En cuanto al escenario del mercado fronteras afuera, Cortese comentó que “el avance de la buena cosecha de soja y maíz en Estados Unidos, sumados a una apreciación del dólar, son los factores que tienen al mercado de granos en un tiempo de baja en las cotizaciones. 

A los problemas climáticos, por excesos de lluvias, de la semana pasada le siguió un buen tiempo y pronósticos que permiten pensar en que se está avanzando firmemente en la cosecha, recuperando el retraso original”. De su informe se desprende que para cebada cervecera se mantienen las buenas perspectivas de precios.


En el cuadro se muestra la producción de cebada según el USDA


“Ya prácticamente finalizada la cosecha en el Hemisferio Norte, que produce el 90% de la cebada a nivel mundial -sólo restan algunos lotes en Canadá donde nevadas han impedido cosechar una pequeña parte de los cultivos y han desmejorado la calidad sobre el final de la cosecha- la publicación especializada e-malt, a partir de datos proporcionados por Agriculture and Agri-Food Canadá, describe la evolución de los precios en los últimos 34 años, marcando en 2018 el segundo mejor precio de la historia”. 

En el mediano plazo, el ingeniero destaca que se deben seguir atentamente qué pasa en la evolución de los cultivos y áreas de siembra de nuestros principales competidores y clientes: 

- Australia: siguen con problemas de sequía en los estados del este y están cerca del arranque de la cosecha. La zona de Australia Occidental (40% de la cebada) está en buenas condiciones. En cebada bajan su estimación de cosecha por cuarto mes consecutivo. Ven difícil poder llegar a tener 8 millones de toneladas, las estimaciones más optimistas hablan de 7,5 millones de toneladas (15% menos que la campaña anterior). 

- Ucrania: cayó su producción un 12% con respecto al año anterior, la más baja de los últimos cinco años, producto de la sequía y menor área recolectada. Desde la cosecha hasta el mes pasado, sus exportaciones cayeron un 35% (3,1 millones de toneladas en julio/septiembre del 2016/17 vs 2 millones en el mismo período de este año). 

- Rusia: vuelven a caer las estimaciones, situando la producción en 16,5 millones de toneladas (18% menos que el año anterior). 

- Unión Europea: produjo 57,5 millones de toneladas, la cifra más baja en muchos años. Está compensando la falta de calidad, flexibilizando, en algunos países, los requisitos de malteo. 

- Arabia Saudita: sin cambios con respecto al mes anterior. Mantendría su ritmo importador en alrededor de los 8 millones de toneladas de cebada forrajera.

- China: aumenta su estimación de importación de cebada a casi 10 millones de toneladas. Por problemas de calidad en Canadá, y si se confirma la pobre cosecha australiana, vamos a tener buenas oportunidades de este demandante mercado chino. 

Hay que seguir de cerca la evolución de la guerra comercial con Estados Unidos, si se profundiza, puede aumentar la demanda de cebada forrajera.  

Crece 8% la superficie en Buenos Aires
El Observatorio de Datos del Ministerio de Agroindustria bonaerense informó que la superficie sembrada de cebada en el territorio provincial para la campaña 2018/19 alcanzó un total de 967.000 hectáreas, lo que implica un incremento del 8% en relación a la campaña anterior. Se espera que genere ingresos a los productores de la provincia por 700 millones de dólares. A poco menos de dos meses de iniciarse la cosecha de cebada, se lleva vendido un total de 1,6 millón de toneladas. 

Para el mismo período del año pasado, las ventas apenas alcanzaban las 628 mil toneladas. Esto implica que ya estaría vendido cerca de un 40% de la producción que se espera para este ciclo. Cabe recordar que la mayor parte de las ventas se encuentran en la cebada forrajera, mercadería que se exporta a los países de Arabia Saudita, Kuwait y Emiratos Arabes. Por otra parte, los precios se mantienen en niveles muy buenos por la demanda internacional, en torno a las 180 US$/tn para forraje y 210 US$/tn para la cervecera, un 14% y 7% más que la campaña 2017/18, respectivamente. Estos índices se suman a las estimaciones para el trigo bonaerense sembrado que, en la presente campaña, aumentó un 18,8%, lo que implica 2.363.251 hectáreas. 

El ministro Leonardo Sarquís destacó que “el trigo y la cebada implican más de 200.000 puestos de trabajo, desde el fertilizante y la semilla a la chacra, los camiones, los molinos, las malterías, los puertos. Nuestro trigo es el más competitivo del mundo y en nuestra provincia ya no son dos sino cuatro las zonas trigueras”.