La Ciudad

Groenenberg le responde a Salim

“Mucho grito y poca lana”

03|12|18 09:44 hs.

La tercera visita hecha por la máxima autoridad de la DIPAC, en el transcurso de una obra que se encuentra adelantada en sus plazos, generó buenas expectativas en Claromecó. 


Antes de tiempo se inaugurarían los cinco pozos de agua y cisterna con que vecinos y turistas dejarán de padecer los efectos de la baja presión y hasta la falta del recurso, en ocasiones, sobre todo en la temporada alta. El hecho dio por tierra con las versiones -que desde el gobierno municipal- auguraban un retraso. 

“Informada del tema”
En este contexto el concejal de Cambiemos, Enrique Groenenberg, anticipó a LA VOZ DEL PUEBLO que hasta la misma gobernadora María Eugenia Vidal podría participar de ese acto, si su agenda se lo permite. 

El dato surgió en el encuentro que mantuvo con Martín Heinrich, titular de la Dirección Provincial de Aguas y Cloacas (DIPAC), y Roberto Pagano quien se encuentra a cargo de la Unidad de Financiamiento del Ministerio de Infraestructura bonaerense. 

Esa posibilidad se consideró en presencia del “presidente de la Cooperativa Eléctrica, Daniel Pícaro, y la ex delegada, Mary Souto. Se está gestionando, no va a ser fácil pero hay una pequeña posibilidad”, adelantó. 

Y contó que “la gobernadora está informada del tema. Cada 10 ó 15 días le cuentan sobre las obras en desarrollo. Y si la agenda se lo permite tiene intenciones de estar en Claromecó para la inauguración”, afirmó. 

“Informó mal” 
La visita de los funcionarios y la confirmación sobre la marcha de los trabajos hicieron que el concejal tresarroyense recordara y rechace los dichos del presidente del bloque de ediles del Movimiento Vecinal. “En la última sesión del Concejo Deliberante (Guillermo) Salim habló de una demora en la obra, y aducía la posibilidad que la Provincia no hubiera pagado en tiempo y forma a la empresa adjudicataria de la misma”. 

Según Groenenberg, Heinrich “se fue muy conforme y contento por la evolución de las obras ya que se están llevando a cabo en tiempo y forma. Tenía plazo de un año para su ejecución y en menos de seis meses va a estar lista, funcionando y brindando los servicios por los que fue realizada”. 

Respecto a las manifestaciones del ex secretario municipal de Producción, el hombre de Cambiemos indicó que “sus dichos quedan fuera de lugar porque informar a la población que la obra está frenada, la preocupa. Informó mal. Es preferible no hacerlo, antes que hacerlo mal. Esa era una preocupación nuestra”, expresó. 

El 31/12 
Anticipó Groenenberg, siempre citando a Heinrich, que el funcionario bonaerense “apunta a inaugurar los trabajos a fin de año, el 31 de diciembre”. 

Dejó supeditada esa fecha únicamente a las condiciones climáticas. Pero la idea es que si no es para fin de año, en la primera quincena de enero Claromecó tendrá funcionando los cinco pozos que ya están listos”. Indicó el concejal que en una o dos semanas se instalarán cabinas para colocar las bombas y empezar a producir agua. 

“Y la cisterna ya está lista, sólo le falta una cobertura interna y la pintura. Quedan los últimos ajustes para que eso empiece a funcionar y brindar servicio al vecino y al turista de Claromecó, evitando que se caiga la presión de las canillas cuando subimos de la playa y nos queremos bañar para disfrutar de las últimas horas del día”, según explicó. 

Paliativos 
Contó además que aprovecharon la visita para observar “la cisterna que construyó Avila para los desagües pluviales como tratamiento paliativo que Heinrich vio con muy buenos ojos para que se sigan implementando y tenerlo como tratamiento alternativo para cuando se puedan empezar las obras de cloacas y desagües pluviales que ya están en carpeta. Se está tratando de que en un futuro inmediato se puedan tener esas obras en Claromecó”, remarcó. 

“Como dijo el Gringo” 
En el cierre, Groenenberg, resaltó que “es la tercera vez que Heinrich viene a ver que ésta obra se haga en tiempo y forma”, y en respuesta a las expresiones del concejal Salim pidió que “dejen de informar mal”. 

Dijo que en sentido contrario desde Cambiemos “muchas veces no hablamos y hacemos como dijo el Gringo (dicho campero): ‘Mucho grito y poca lana’, y estaba esquilando un chancho. Empecemos a esquilar las ovejas”, remató.