116 años junto a cada tresarroyense

ST 9. 2°
Cielo cubierto

El Campo

.

La Provincia espera un ingreso de US$ 2580 millones por la cosecha fina

05|01|19 09:15 hs.

El Observatorio de Datos del Ministerio de Agroindustria bonaerense estimó que la producción de fina (trigo y cebada) en la provincia de Buenos Aires crecería en 2 millones de toneladas, es decir un 15% por encima de la campaña anterior. La producción alcanzaría las 13 millones de toneladas, generando ingresos al sistema productivo de 2580 millones de dólares. 


En el caso de la cebada, la superficie creció un 9% llegando a las 938.000 hectáreas y los rendimientos crecerían un 8%. De este modo, la producción alcanzaría las 4.176.498 toneladas, lo que significa un 18% más que la registrada durante la campaña anterior. Cabe destacar que la cosecha está virtualmente terminada. En este caso, los ingresos al sector productivo ascenderían a 760 millones de dólares. 

Por otra parte, la superficie sembrada de trigo alcanzó en los campos bonaerenses una superficie de 2,4 millones de hectáreas, un 18% por encima de la campaña anterior. 

En tanto, ya se cosechó el 42% de la superficie: prácticamente finalizó la cosecha al norte y noroeste de Buenos Aires -donde se sembraron 510.000 hectáreas- y avanza en la zona del centro, sudoeste y en el sudeste, con buenas perspectivas. 

Se calcula que el rendimiento promedio alcanzaría los 3900 kilos por hectárea, destacándose en oeste de Buenos Aires, donde la óptima disponibilidad hídrica acompañó al cultivo en todo su ciclo y el mayor uso de fertilizantes permitió un importante incremento de rendimientos y calidad del cereal. 

De este modo se espera una producción de más de 9,1 millones de toneladas, con un precio del trigo por encima de los 200 dólares. Así, la campaña generaría ingresos al sistema productivo por 1.820 millones de dólares. 

El ministro Leonardo Sarquís destacó que “las cadenas de trigo y cebada implican más de 200.000 puestos de trabajo, desde la producción y comercialización del fertilizante y la semilla; el transporte; el trabajo en los molinos, las malterías y los puertos, etcétera. Siempre decimos que nuestro trigo y cebada son los más competitivos del mundo. Con la gobernadora Vidal tenemos claro que la agroindustria es el motor de la economía y, en el caso de nuestra provincia, sabemos que puede producir alimentos para 300 millones de personas”.