La Ciudad

.

Cuesta dijo que las prioridades son el control del tránsito y la nocturnidad

17|01|19 09:32 hs.

El secretario de Seguridad de Tres Arroyos, Claudio Cuesta, habló con LA VOZ DEL PUEBLO sobre los controles que se llevan a cabo durante el período estival, las inspecciones en las localidades costeras y las políticas que se implementan en el área. 


Cuesta trabaja en la Municipalidad desde el 11 de diciembre de 2003, formó parte del equipo de cinco secretarios de Seguridad, inclusive estuvo en el área antes de crearse la Secretaría. “Todos los días se aprende, de todos los secretarios aprendí y a alguno que llegó después que yo le tuve que explicar cómo era el funcionamiento del área. Ultimamente estuve a cargo de Inspección y de Tránsito, algo que por ahora delego en gente con conocimientos en ese sentido”, indicó. 

Ante una consulta sobre el posible nombramiento de Daniel Galera como director de Inspección General, Cuesta dijo que “por ahora no se va a nombrar a nadie. Hoy no hay directores, pero algunas tareas las delego en Daniel (Galera) y otras, como las relacionadas con el personal de Tránsito y Patrulla Urbana, en Fabián Almirón. Ellos me ayudan a diario, les doy ciertas responsabilidades”. 

El funcionario habló de los diferentes controles que se realizan en los balnearios: “Estamos en contacto con la Policía de cada lugar en lo que respecta a seguridad, tránsito, nocturnidad, y el trabajo en bromatología y comercio, tanto en habilitaciones como en controles”, enumeró. 

La Secretaría envía a la costa agentes municipales por las noches, para controlar los horarios de funcionamiento de comercios -ya sean bailables o confiterías- a los que se los inspecciona de acuerdo a la ordenanza vigente. 

Asimismo, agregó que hay tres inspectores de tránsito trabajando todos los días en Claromecó y se reciben refuerzos los fines de semana, mediante el envío de un móvil con dos personas. 

A Orense, Reta y Copetonas -según las actividades que se lleven a cabo en cada una de esas localidades los fines de semana- se envían refuerzos para cada evento. 

Dijo que además de las actividades previstas, se organizan diferentes operativos de controles de tránsito en la ciudad cabecera, así como inspecciones comerciales y de nocturnidad. 

Cuatriciclos 
Cuesta se refirió a la resolución de la Provincia de Buenos Aires destinada a realizar una zonificación e implementar medidas de seguridad y otros requisitos para circular en cuatriciclos. “Tuvimos una reunión en Miramar para notificarnos del decreto e hicieron una demostración en un circuito del lugar. Fuimos con Roberto Fernández –quien está a cargo del área de los carnets de conducir- y juntos les explicamos a los disertantes y otros funcionarios presentes la particularidad de este municipio, que tiene las playas a 70 o hasta 84 kilómetros de la ciudad cabecera. Nuestras playas son tres, diferentes, y están a esa distancia de Tres Arroyos”. 

En este sentido manifestó que la complicación se produce por la movilidad, el traslado y por no poder estar al mismo tiempo en todos los lugares. “Vamos viendo los eventos de cada balneario y reforzamos en este sentido, la Policía nos ayuda en esto, como fue la actuación de la fuerza en Orense durante el concurso de pesca. Estamos en contacto permanente con la Policía de todas las localidades”, destacó. 

Cuesta manifestó que la Secretaría de Seguridad elaboró un proyecto de ordenanza para regular la circulación de los cuatriciclos y, advirtió que es un tema que necesita urgente tratamiento, especialmente porque en el pasado hubo accidentes que costaron la vida a menores. Reflexionó: “Pienso que un menor que llega a manejar un cuatriciclo lo hace con permiso de sus padres, nosotros los podemos detectar en la vía pública y proceder al secuestro de los mismos, como ocurrió en Reta y Claromecó”, explicó. 

El proyecto que elaboró la Secretaría, primero con Werner Nickel a la cabeza, y actualmente con Cuesta, prevé hacer algo similar a los que exige la Provincia: “Pensamos que se podría generar un corredor seguro en el ejido urbano -expresó Cuesta-, donde el municipio guiara a los cuatriciclos hacia una zona segura, que tenía que ser una pista cercada, señalizada, con horarios según la cilindrada para determinar la circulación -zona roja o naranja-, un inspector en el lugar controlando la documentación antes de ingresar, además de los elementos de seguridad como botas adecuadas”. 

Consideró que algunas cuestiones menores que en la práctica se observan difíciles de controlar, en el proyecto se reemplazaron por otros requisitos, igualmente seguros y más factibles. Asimismo, el proyecto determina que los cuatriciclos de carrera deben llegar al circuito en carros o camionetas, pero nunca circulando. 

De esto advirtió que en el caso de Tres Arroyos hay que hacer tres circuitos, uno en cada localidad costera y tener en cuenta el costo de esa infraestructura. “Hoy los inspectores tienen la orden de que los cuatriciclos parrilleros o familiares o UTV pueden circular por la vía pública de las localidades con casco, carnet, seguro y con la certificación de dominio, cumpliendo con las normas de tránsito, mientras que los deportivos tienen prohibido circular”, explicó. 

Para Cuesta en necesario que las fábricas de cuatriciclos hagan las homologaciones de los vehículos, que deben cumplir con ciertos requisitos. “Hoy hay muchos que no están homologados a pesar del costo de los mismos”, dijo. 

El secretario de Seguridad expresó que todos los funcionarios de los municipios de la costa están comunicados en forma permanente y expresan que “se ven desbordados, especialmente en Pinamar, Gesell o Pehuen Có. En Necochea –donde permiten cuatriciclos en una zona muy lejana- no se observan tantos de estos vehículos en la costanera, algo que ocurre también en Mar del Plata”. 

Indicó que la mayoría de los accidentes con cuatriciclos se dan en la costa y que en general no ocurren en el ejido urbano. “Creo que con tiempo se puede hacer algo, esto le ocurrió a todos los municipios, la idea es hacerlo bien, estamos en contacto con la Provincia, especialmente con el director de Licencia de Conducir, que formó un grupo para estar intercomunicados en este tema y poder acordar según la infraestructura y particularidades de cada municipio”, concluyó.