Deportes

El nuevo entrenador de Olimpo

Córdoba: “Me encontré con un plantel rico en jugadores”

11|07|19 09:48 hs.

Gustavo Córdoba asumió al frente del plantel del Club Sportivo Olimpo cuando el Apertura llegaba a su fin. 


Apremiado por el descenso, el Aurinegro decidió contratar a un DT con vasta experiencia con la firme intención de mantenerse en la máxima divisional. 

Con un par de semanas de trabajo bajo el brazo, el flamante entrenador de Olimpo dialogó con LA VOZ DEL PUEBLO y contó pormenores acerca de su llegada al club, así como también contó cuáles son sus expectativas para este nuevo proyecto que encabeza.   

- ¿Cómo han sido estas primeras semanas al frente del plantel? 
- Me encontré con un plantel rico en calidad de jugadores, no tal vez en cantidad... pero es un plantel que cualquier técnico quisiera tener. Los resultados no se dieron, pero eso suele pasar, es fútbol, y cuando uno asume en un lugar, cree en sus convicciones y en que su forma de trabajo puede llegar a revertir eso, pero también dependemos del jugador, de que le afecte lo que uno propone. 

- ¿Cómo tomó la propuesta de Olimpo? Porque este año justo había encarado un proyecto de inferiores en Colegiales, un club donde tiene un apego muy fuerte... 
- El tema es que este año inicié el trabajo en inferiores porque tuve algunos problemas personales que me alejaron un poco de esa competencia tan exigente que es Primera, en la que tenés que estar muy abocado. Gracias a Dios se fueron solucionando las cosas en el transcurso del tiempo y me aparecieron esas ganas de volver a dirigir grandes; si bien tengo capacidad para enseñar, para formar, lo que más me gusta es la competencia de las categorías más grandes. La gente de Colegiales se portó muy bien, la gente de inferiores que me contrató, porque a mí me contrató la gente de inferiores, y me supieron entender, saben que me gusta dirigir grandes, me gusta la competencia y lo que es formativo es otra cosa, es otro tiempo... yo podría orientar, sugerir, pero me di cuenta que no estaba para dirigir el día del partido en inferiores porque me gusta competir y en inferiores muchas veces no se compite, no hay igualdad. Creo que los chicos se pueden llegar sentir afectados, les duele, yo sé porque uno se encariña con los chicos… fue una decisión exigente, brava, pero lo decidí. 

- Es una propuesta, desde lo deportivo, muy exigente, porque es un equipo que tiene que sumar muchos puntos para poder terminar tranquilo el año… 
- Cuando me viene a ver un club no miro mucho... nosotros ofrecemos trabajo, en los cuerpos técnicos que tenemos ofrecemos trabajo, formas y creemos en el jugador, que por ahí puede estar en racha buena; después vamos partido a partido. Sabemos que tenemos que sumar puntos pero no me pongo como meta tanta cantidad de puntos, vamos partido a partido. Nosotros estamos preparando como final el partido con El Nacional, y así sucesivamente vamos a ir preparando los partidos y ahí nos vamos a dar cuenta si el equipo tiene un cambio, si empieza a encontrar los resultados que se le vienen negando; lo encaramos de esa manera. 

- Imagino que el parate por lluvia primero y por la final después, le vino bien al cuerpo técnico para conocer mejor al grupo… 
- Sí, nos dio un margen de trabajo, de conocimiento, de poder inculcar nuestra forma y sí, la verdad que a nosotros nos vino bien. Siempre uno quisiera más, pero ya está, hay un gran rumbo de lo que se quiere, todavía tenemos hasta el sábado posibilidades de seguir trabajando; me faltaría encontrarme con Disipio que viene de Tandil, viaja, y lo vamos a traer el sábado, pero después el plantel está completo y bien. 

- ¿Anímicamente cómo está el plantel? 
- Y… yo no sé porque no estaba, sino escucho; está con ganas de revertir. Yo el primer día que me presentan al plantel hice mención al cuerpo técnico que le tocó irse, que es muy triste y también los vi afligidos a ellos porque ellos saben que se queda gente sin trabajo, que es gente que se tuvo que ir y no tuvo la posibilidad de poder revertirlo y el jugador lo siente a eso. Esperemos que por el bien de ellos, del club, y de todos nosotros, se pueda salir de una situación que es incómoda pero no es la muerte de nadie. 

- Y este proyecto, ¿es a largo plazo? 
- Nosotros encaramos esta propuesta de trabajo por estas 10 fechas, nos planteamos estas 10 fechas, la segunda rueda, y después de ahí ellos verán la forma de trabajar nuestra, nosotros veremos si también nos gusta la forma del club, y ahí nos podemos sentar a seguir charlando, pero la meta nuestra es sumar la mayor cantidad de puntos en esta segunda rueda. 

- Este año no estaba en el ambiente de Primera por estar ligado a inferiores, pero seguramente ha seguido los partidos. ¿Qué análisis puede hacer de lo que fue el Torneo Apertura? 
- Fue un Apertura muy parejo... yo dirigía los sábados y los domingos iba a la cancha a ver a casi todos los equipos pero como un amante del fútbol, así que sí, lo seguí. La verdad que hubo equipos muy parejos, no hubo grandes goleadas, partidos muy reñidos hasta la final, una final muy linda para jugarla, para verla... ahora hay que ver la cantidad de jugadores que se pueden llegar a ir o no que por ahí le quitan un poquito de nivel a la Liga pero está muy pareja. 

- Es distinta a otros años, en lo que respecta a la paridad, ¿no? 
- Y sí, porque casi todos los equipos se han reforzado con algunos jugadores importantes y eso le da un toque de jerarquía, sumado a los jugadores locales que se adaptan bien y le dan un toque a esos refuerzos, se hacen todos equipos parejos. Y si no se han reforzado en cantidad han hecho un trabajo muy bueno caso Villa, que no ha traído tanta cantidad de refuerzos pero tiene jugadores que eran proyectos y hoy son realidad, caso Franquito Gutiérrez. 

- Claro, hay jugadores que suben a Primera y no desentonan, que parece venían jugando hace mucho tiempo... 
- Sí, hay varios casos de chicos que han debutado y que han jugado en Primera como Barrionuevo en Colegiales, chicos muy jovencitos... Viera el otro día en Colegiales, con dos años de inferiores y Viera casi marca el empate en la final, o sea que son jugadores de carácter, que tienen roce y que no se achican jugando en Primera. Está linda la Liga...