Policiales

Fallo inédito del Tribunal

Padres condenados por “femicidio infantil”

05|10|19 17:35 hs.

Un tribunal de Quilmes condenó a prisión perpetua a un hombre acusado por violar y asesinar de su hijastra, mientras que le aplicó la pena de 14 años a la madre biológica de la niña, en el primer caso en el que se utiliza la figura de “femicidio infantil”.


Los condenados, Daniel Manzanares y Yamila Coronel, fueron encontrados culpables de la violación y muerte de la pequeña Alma Benítez Coronel, de solo 3 años de edad, cuyo crimen ocurrió en 2016. 

La fiscal de Berazategui María de los Angeles Attarián Mena, destacó que “no se conoce otro fallo donde se haya aplicado la figura de femicidio infantil. En general, vemos que la violencia de género se comete contra mujeres más grandes, pero en este caso había claramente componentes de que fue asesinada por su condición de mujer”. 

La fiscal indicó que se tomó esta determinación al considerar que el hermano de la víctima recibía un trato totalmente diferente. “Alma dormía en el piso, era constantemente golpeada y no la llevaban nunca al médico. Al hermano (hijo de Manzanares y Coronel) lo vacunaban y a ella no”, subrayó. 

La fiscal afirmó que la nena sufría todo tipo de tormentos al punto que la encerraban en un gallinero para hacerla picotear por gallos y la tiraban en una pileta de agua fría. 

Los magistrados hallaron a Manzanares autor de “homicidio agravado por su comisión contra una mujer cuando sea perpetrado por un hombre y mediare violencia de género (femicidio) en concurso real con abuso sexual con acceso carnal, agravado por la situación de convivencia”. 

En tanto, a la madre de Alma la hallaron responsable de “abandono de persona seguido de muerte, agravado por el vínculo”, pero seguirá en libertad hasta que el fallo sea confirmado por una instancia superior. 

El hecho ocurrió el 30 de enero de 2016 en Quilmes, donde Alma fue violada y luego golpeada de forma brutal. La madre la llevó al Hospital Iriarte, donde aseguró que la nena se había caído de una mesa y golpeado la cabeza, pero días después falleció por la gravedad de las heridas.

Cuando se realizó la autopsia, los forenses determinaron que había sido víctima de abusos reiterados y que algunas de las lesiones también eran de vieja data. 

En ese momento, la pequeña vivía con su madre y su padrastro y, según se dio por acreditado en el debate, Coronel le restringía las visitas al padre biológico de la niña. (Diario Extra).