La Ciudad

En el salón comedor de la Sociedad Rural

Los candidatos a intendente tuvieron su noche en La Rural

09|10|19 08:28 hs.

Se concretó anoche en el salón comedor de la Sociedad Rural la Jornada Agro – política en la que los candidatos a intendente expusieron sus lineamientos con distintos temas relacionados con el campo. Con una prolija organización, en la que se destacó el respeto por el horario de comienzo -toda una rareza- y el cumplimiento de las pautas en el orden y la extensión de las disertaciones, los postulantes realizaron sus presentaciones ante una abundante concurrencia que hizo quedar chico el lugar. 


Hay que destacar, en tanto, que la mayoría de los presentes poca relación tenía con el campo, sino que pertenecían a los espacios políticos de los disertantes. Por caso, a excepción de un par de ausencias (por ejemplo Hugo Fernández) el intendente Carlos Sánchez contó con el acompañamiento de sus funcionarios y concejales.

Si de ausencias se trata, el que faltó con aviso fue Matías Cirone, candidato a intendente por el Frente de Izquierda Unidad, quien prefirió no participar de la convocatoria. 



Caminos, seguridad, salud y conectividad rural fueron los ejes que los organizadores les propusieron a los candidatos con varios días de antelación y sobre esos temas respondieron según el orden que determinó un sorteo previo.

Donato Callá (Consenso Federal), fue el que menos apoyo tuvo en el salón, pero quien más filoso se mostró durante las más de dos horas que se extendió el evento. Fue crítico con el oficialismo al afirmar que no podía referirse al Ente Vial porque “el municipio no entrega datos”, y también con los otros candidatos al asegurar que nadie hace autocrítica. 



Mercedes Moreno (Frente de Todos) y Gustavo Oosterbaan (Juntos por el Cambio) coincidieron en ponderar el estado de los caminos y el funcionamiento del Ente. Sánchez agradeció el gesto. Los tres también estuvieron de acuerdo a la necesidad de contar con una fiscalía temática en el distrito y dejar de depender de Bahía Blanca, no porque se trabaje mal, sino por una cuestión de distancia y velocidad operativa. 



Pero en otros aspectos relacionados a la seguridad, en lo referente a la Salud y a la conectividad Moreno y Oosterbaan mostraron el inconformismo con lo hecho por el municipio. Los dos fueron críticos con sus estilos, muy lejos de la crudeza de Callá. Sin embargo, los mensajes le llegaron con la misma intensidad a Sánchez, que aprovechó el último minuto de la noche para defender con vehemencia su gestión, marcándole la cancha a Donato por haber dado a entender que el municipio escondía información, y retando a los candidatos de Frente de Todos y Juntos por el Cambio: “En épocas dificilísimas del país este distrito está creciendo. La manera es con un trabajo permanente de todo un equipo. No es cuestión de pararnos con un micrófono y decir hay que hacer esto o hay que hacer lo otro”. 



El crecimiento aludido por el intendente puede discutirse, aunque hay que darle la derecha en algo: su última intervención mostró la decisión y el convencimiento que no tuvieron sus adversarios en toda la noche. 

La última perla de la noche la ofreció Daiana De Grazia. La concejala de Cambiemos que estaba entre el público pidió el micrófono e hizo una pregunta para los cuatro candidatos presentes: “¿Van a participar de los debates públicos que van a realizarse en los próximos días?”. Moreno, Oosterbaan y Callá contestaron “sí”, con naturalidad. El intendente Sánchez se hizo el desentendido, miró para otro lado y nunca contestó. Inmediatamente se dio por finalizada la jornada y la chicana propuesta por De Grazia se diluyó. 



Sólo hubo tiempo para la foto de cierre de una tarde/noche especial.