Deportes

Un repaso y la palabra de los refuerzos

Colegiales, un justo campeón

22|10|19 17:34 hs.

Colegiales cerró el último sábado la etapa regular del Torneo Oficial de Primera División siendo el equipo que más puntos sumó el año. El Escolar fue el conjunto que más puntos sumó, quedó en la puerta del título del Apertura (cayó en el desempate con Huracán) y se adueñó del Clausura, lo que le permite jugar las finales del año ante el Globo. 


Entre los datos más llamativos, hay que decir que este año Colegiales tuvo tres entrenadores. Arrancó Sergio Amestoy, que afrontó el Apertura y las primeras dos fechas del Clausura, luego tomó el cargo por una jornada Darío Gil y finalmente llegó Guillermo Sauce. 

Amestoy dirigió 13 partidos del Oficial, ganó 7, empató 4 y perdió 2 (ambos con Huracán, la primera fecha y el desempate del Apertura). Gil solo permaneció ante Olimpo, donde perdió de visitante. Mientras que Sauce estuvo frente del equipo 7 juegos y está invicto con 6 triunfos y un empate. 

En lo que respecta a los goleadores, el máximo anotador del año para el Escolar fue José Manuel López con 16 gritos (5 en el Apertura y 11 en el Clausura). Entre los máximos anotadores figuran David Boquín (emigró tras el Apertura) con 7 goles y Hugo Videla y Lucas Amado con 5. 

Figura y goleador 
Uno de los jugadores más importantes que tuvo a lo largo del año Colegiales fue José Manuel López, con juventud, gambeta, elegancia y goles el jugador que llegó esta temporada se ganó el respeto de sus compañeros y también la admiración de propios y extraños. 

Con la alegría de haber gritado campeón, el volante charló con LA VOZ DEL PUEBLO y reconoció: "No lo podemos creer todavía, pero contentísimo. Desde que llegamos tuvimos fe que es lo más importante y hoy (por el sábado) se demostró la fe que tuvimos que lo fuimos a buscar hasta el último minuto". 

La definición del Clausura fue cambiante, porque Villa le planteó un duro compromiso al Escolar. Recién en los instantes finales el conjunto de Sauce pudo destrabar el partido y asegurarse el título. “Es un equipo que se caracteriza por ir a buscar todos los partidos. Hoy estuvimos en desventaja pero se siguió hasta el final y tuvimos nuestra recompensa", aseguró el goleador. 

Sobre el rival del último sábado, López manifestó: “Desde que preparamos el partido sabíamos que iba a ser intenso, ellos ya venían relajados a jugar, no jugaban desesperados por el tema del descenso y ya te cambia la cabeza. Pero tienen jugadores muy buenos y hoy se demostró". 

El festejo para Colegiales fue largo y merecido, pero a la vez a los jugadores les resultaba imposible no referirse a lo que vendrá con las finales del año ante Huracán (campeón del Apertura). "Nos quedó la espinita de esa final (el desempate) que hicimos las cosas tan bien. Pero hoy el fútbol nos da revancha y vamos a ver si estamos preparados", indicó el goleador del Escolar, que aseguró: “Tenemos una ilusión gigante y vamos para adelante como todos los partidos". 

En el cierre de la nota, López le dedicó el título "a mis viejos que me vinieron a ver y a mi familia, mis tíos, mis amigos que están en La Plata y mis amigos de Corrientes".

Un aporte silencioso 
Los delanteros se suelen destacar por goles y los arqueros por atajadas, mientras que los volantes y defensores aportan el necesario orden y con un trabajo más silencioso se transforman en fundamentales. 

Aaron Cárdenas, al igual que López, llegó este año a Colegiales, y al pedirle sus sensaciones tras lograr el título afirmó: “La verdad cuando apenas llegué si me decían que iba a vivir todo esto no lo iba a poder creer. La verdad que me sirvió bastante para madurar, irme tanto tiempo lejos de mi familia que cada día los extraño más, pero gracias a Dios lo pudimos sacar adelante".

Cárdenas fue volante casi todo el año, mientras que en los últimos dos compromisos pasó a marcador central ante la expulsión de Ceferino Quintela y respondió de buen modo. “En Boca todas las inferiores hice de central o de marcador de punta. Acá me hicieron volante, pero nunca había jugado de volante", aseguró el foráneo que agregó: “Volví y los últimos diez (minutos) le tuve que cambiar a Maxi (Quintela) que sintió una molestia en el tobillo. Pero me siento cómodo de central". 

Sobre las finales del año ante el Globo, Cárdenas aseguró: "Con Huracán fue cabeza a cabeza los dos torneos… que gane el mejor".