La Ciudad

.

Un gran viaje y un premio para la escuela pública

27|10|19 10:43 hs.

Por Fernando Catalano


La experiencia educativa que transitaron durante el año en Itineraria en Informática, los preparó para llegar a una de las universidades más prestigiosas en materia de programación, de los Estados Unidos y del mundo. 

Esos conocimientos y el compromiso generados en una escuela pública tresarroyense bastaron para que compitieran a nivel nacional, ganaran, y participen de una capacitación en el país del norte donde pudieron potenciar sus ganas de seguir aprendiendo. 

Tanto Valentina Paguegui, Bruno Galeano como Axel Pade, no dudaron en afirmar que la semana entre San Francisco y California, pero sobre todo en el campus universitario de Davis, estuvo “buenísima, tremenda y hasta espectacular”. 

Diariamente compartieron una apretada agenda que en principio tuvo algo de turismo, pero que avanzados los días se concentró en capacitarse en el ámbito universitario, como también en el High School, donde pudieron compartir tiempo con estudiantes de 16 años. 

La capacitación que recibieron estuvo a cargo del colombiano José Luis Susa Rincón, del Departamento de Robótica e Ingeniería, doctorado en Ingeniería Eléctrica y Ciencias de la Computación-Robótica, a quien recordaron especialmente. 

“Tuvimos casi una vida universitaria con la única diferencia que en vez de dormir en el campus dormíamos afuera. Como la vida universitaria en Argentina donde usás el comedor y un salón, pero esto es un campus enorme. Es una ciudad dentro de otra ciudad; porque Davis creció dentro de la universidad”, explicó Axel. 

Entre las actividades que realizaron hubo una búsqueda del tesoro y desafíos de canto entre compañeros. “Yo terminé bailando La Macarena con una estudiante de Davis. Fue súper agradable el ambiente, todo muy lindo y en la universidad se mueven todos en bicicleta, está lleno de bicis, no se permiten autos”, contó el estudiante tresarroyense. 

Gran parte del tiempo estuvieron en una zona internacional, con estudiantes que incluso aún no dominan el idioma inglés. “Nos capacitamos ahí durante 3 o 4 días sobre robótica y al final nos entregaron un diploma”, contó. 

En el viaje de regreso, en su paso por Atlanta, mientras esperaban abordar el avión que los trajera de vuelta al país, el entusiasmo aún seguía firme en los chicos. Conscientes del regreso, extrañando a sus familias, pero dejando en aquella casa de estudios de prestigio mundial la ilusión de haber compartido un tiempo especial que no querían que termine. 



Por ejemplo, les quedó el recuerdo del encuentro con estudiantes de la High School que disponen de un taller entero dedicado a robótica y con el que por ejemplo componen un equipo de 30 chicos. Entre ellos, hay quienes se dedican a hacer marketing para buscar patrocinios y que empresas como Google cubran sus proyectos de robótica. Otros participan en programación y otros en construcción. 

Con esos estudiantes, la comitiva argentina tuvo el desafío de hacer catapultas. “Fue una experiencia enriquecedora trabajar codo a codo con gente que no habla español, y nosotros comunicándonos en nuestro inglés básico, pero pudimos armarlas”, dijo Axel. 

Por su parte Valentina, valoró que les hayan mostrado los robots que los estudiantes de la Secundaria de Davis usaron para la competición. “Y nos permitieron manejarlos y también hicimos equipos y competimos. Fueron un montón de cosas nuevas”, expresó. 

En tanto Bruno contó que “la capacitación fue divertida, interesante”; y que a las catapultas las tuvieron que armar con partes que les habían dejado en cajas. Para ello hicieron un diseño y posteriormente las armaron. 

“El aprendizaje en nuestra escuela es un montón, con lo que hicimos llegamos hasta acá. El ingenio no se obtiene sólo estudiando, sino analizando y haciendo diferentes cosas. Éramos iguales, pares. Nosotros con un nivel de escuela pública llegamos a Davis, que no es una universidad fácil, es difícil entrar”, expresó Axel. 

Dejó en claro así el valor que le da a los conocimientos que la escuela pública en Argentina le brinda a él y a sus compañeros.