La Ciudad

Estudiantes de la EES Nº9

Educación, discapacidad y empatía

22|12|19 08:23 hs.

Estudiantes de 4º 1ª de la Escuela de Educación Secundaria 9, orientación Educación Física, viajaron junto a docentes al Círculo Deportivo de Lisiados de Mar del Plata (Cideli). 


Cinco integrantes del grupo, Alexis Jajaravilla, Pedro Pavón, Azul Rodríguez, Luna Suárez y Julián Lucero; la profesora de Literatura, Paola Elicalde; la profesora de Historia, Betina Reguito; y la directora Silvana Maldonado; dialogaron con La Voz del Pueblo acerca de esta experiencia. 

El viaje se llevó a cabo el 31 de octubre y es una de las actividades destacadas en el ciclo lectivo del año próximo a finalizar. La Escuela tiene su sede en Falucho 661. 

Paola Elicalde indicó que “todas las escuelas desarrollan proyectos, que tienen que ver con involucrar la mayor cantidad de áreas posibles en un tema. Se busca que estén relacionados con problemáticas sociales, para comprometer a los alumnos como ciudadanos”. 

En este contexto, surgió trabajar sobre la discapacidad. “No hay un lugar que se especialice en deporte adaptado –argumentó-. Si bien es cierto que profesores como, por ejemplo, Karina Arana o Facundo Elgart, tienen iniciativas individuales; o Sports Center empezó con el básquet en sillas de ruedas”. 

Indicó que el curso de 4º 1ª hizo encuestas en clubes acerca de la asistencia de chicos con discapacidad o si había alguna adaptación, lo que en general no sucede. 

La realización del viaje obedece a que “moviliza mucho más conocer los lugares donde se trabaja desde las capacidades y no limitarse a mirar material por Internet”. 

El resultado fue muy positivo, porque “volvimos todos movilizados, con muchas ganas de ser partícipes y poder trabajar”.

Otra realidad 
En Cideli les dio la bienvenida y guió la recorrida el director Marcelo Sánchez. En primer término, fueron al Centro de Día, donde se realizan talleres de teatro, cocina, entre muchas otras actividades para personas con diverso tipo de discapacidades.

“Después hay una parte donde entrenan atletas. De hecho, asisten chicos que fueron campeones”, expresó Paola Elicalde. 



Silvana Maldonado comentó que la mayoría de los atletas han participado en competencias internacionales. “Se estaban preparando para el Mundial de Tokio, estuvieron en los Juegos Parapanamericanos de Lima. Son equipos que nos representan a nivel nacional”, señaló. 

Los estudiantes contaron sobre Coqui, quien juega a las bochas adaptadas con los dedos del pie. “En bochas para parapléjicos son los más avanzados, tienen una especialización. Coqui agarra una bocha que es especial con los dedos del pie y la tira. Fue varias veces campeón nacional y pudo recorrer el mundo”, comentaron. 

Tomaron contacto con una realidad diferente a la que perciben en Tres Arroyos. “No habíamos visto antes bochas adaptadas para distintas discapacidades o básquet en silla de ruedas –afirmaron los alumnos-. Nosotros no podemos hacer esas cosas. Quizás ellos nos ven y piensan que suerte que tienen ustedes de poder moverse por sus propios medios. Más allá de las dificultades, lo disfrutan”. 

Para Betina Reguito, un aspecto clave es que “Coqui logró la inclusión social. Asiste desde los 12 años al Cideli. A través del deporte, conoció todos los continentes”. 

En este sentido, Silvana Maldonado dijo que es un campeón y referente; “fue como tener a Messi, en este caso de las bochas adaptadas, pero sin que demasiada gente lo conozca”. 

Al describir los sectores de Cideli y la forma de trabajo, Paola Elicalde sostuvo que “están los que van, entrenan y no llegan a nivel profesional, los que sí y compiten. Después al Centro de Día concurren los que tienen más dificultades y necesitan tiempo de rehabilitación”. 

Lo que pueden 
Percibieron en Cideli “un nivel de humildad, buen trato. Con una forma de hablar muy respetuosa y un vínculo de afecto entre ellos”. 

Se produjo un cambio en la perspectiva. Así lo dejó en claro Paola Elicalde, cuando subrayó que “uno habla de discapacidad siempre desde ese lugar de lástima y de repente fue admiración. Coqui es un campeón y en otros deportes, había muchos otros campeones. Pudimos ver todo lo que pueden y salimos de la mirada de lo que no pueden. De repente, uno se olvidaba que eran chicos con parálisis, eso me parece que estuvo buenísimo”. 

Entre muchas otras preguntas de los alumnos, surgió una que los docentes mencionan de manera particular: “Uno de nuestros chicos preguntó si hay en los aviones un baño para quienes tienen una discapacidad. Y realmente no hay un lugar”.

La obtención de fondos es un eje del buen funcionamiento. Los costos, en elementos preparados para discapacidad, son más elevados. “Se maneja todo por obra social –puntualizó Silvana Maldonado-. Es privado, con aportes públicos. Son erogaciones en valor dólar, las bochas por ejemplo tienen un precio elevado. Cuando viajan, en muchos casos deben llevar dos sillas de ruedas, la de uso cotidiano y otra para jugar”.

Empresas con presencia en Mar del Plata hacen su aporte, entre otras fuentes de recursos económicos que consiguen mediante gestiones. De esta manera, los atletas “viajan a todos lados”. 



Identificación 
Los profesionales con los que conversaron en Mar del Plata cuentan con el título de profesor de Educación Física y se fueron vinculando en diferentes momentos de su carrera con el área de discapacidad. Por distintos motivos, decidieron trabajar y especializarse en el Cideli. 

La delegación de Tres Arroyos evidenció que los miembros del equipo de trabajo están muy identificados con este Centro. Silvana Maldonado dijo que “nos sorprendió que profesores que han fallecido, pidieron en su momento que dejen sus cenizas en la entidad donde trabajaron. Hasta ese punto su identificación, se han sentido muy realizados. Trabajaron con gente con discapacidad y alcanzaron logros maravillosos, es genial”. 

Paola Elicalde reflexionó que “hay mucha gente que está peleando por estas cuestiones. Queremos sumarnos desde nuestro lugar. Si todos lo hacen, en algún momento tiene que lograrse. Y que las personas con discapacidad tengan un lugar donde ir a entrenarse para competir, no ser parte de otros equipos”. 

Agregó que “han hecho mucho trabajo las escuelas especiales, el Centro de Día Caminemos Juntos y otras organizaciones relacionadas con este ámbito. La idea es luchar por un lugar que se especialice en el deporte adaptado”. 

El director del Cideli, Marcelo Sánchez, les planteó que la discapacidad “es un mundo por descubrir”. Esto implica que “queda muchísimo por hacer”. 

Como conclusión, estudiantes y docentes coincidieron en que “no tiene que ver con el tamaño de la ciudad, sino con las ganas y el apoyo que se vaya consiguiendo. En comunidades más chicas se han impulsado proyectos importantes”.   




           -----------------------------------------

Un proyecto Institucional 

En el próximo ciclo lectivo, la Escuela de Educación Secundaria 9 tiene previsto continuar con entrevistas que quedaron pendientes, conocer las escuelas especiales de la ciudad y el Centro de Día Caminemos Juntos. 

También participar del Parlamento Juvenil, con una propuesta relacionada a impulsar un lugar específico para el deporte adaptado; así como llevar este tema al Concejo Deliberante Estudiantil. 

“La idea es seguir hasta lograr una ordenanza. Justo cuando fuimos a Mar del Plata, Sports Center estaba empezando sus actividades con jugadores de básquet en silla de ruedas. Se convirtió en un proyecto institucional”, indicó la directora Silvana Maldonado. 

Dentro de los valores y pilares de esta tarea, manifestó que “tiene un vínculo con lo social y solidario, el trabajo en equipo. A pensar en la comunidad en movimiento”. 

Que los estudiantes en pleno período de formación, se involucren y comprometan, adquiere relevancia. Paola Elicalde planteó que “es concientizar desde el inicio. Porque algunos de los alumnos van a dedicarse al profesorado de Educación Física, otros quieren ser entrenadores. Es probable que cuando lleguen a hacerlo, tengan una perspectiva inclusiva”. 

En caso de que finalmente se dediquen a otras actividades, el proyecto educativo resulta igualmente importante. “La discapacidad nos concierne a todos como parte de la sociedad”, concluyó.