La Ciudad

Festival del Río Quequén

Abrazados por un festival

03|02|20 11:53 hs.

El festival propuesto por un artista tresarroyense y que contó con el apoyo de autoridades de las poblaciones de Copetonas y Oriente, hermanó a dos distritos en una experiencia artística y de entretenimientos durante la noche del 1º de febrero en la zona conocida como el Puente Viejo. 


La primera edición del Festival del Río Quequén marcó el punto de partida para una experiencia que podría repetirse y quedar en la agenda de actividades oficiales para los dos distritos, e incluso para los turistas que se encuentren veraneando en las playas cercanas. 

El músico Pablo Carrera, de Aguila Dorada, contó a La Voz del Pueblo cómo se llevó a cabo la primera edición un festival público que pretende instalarse a partir de la experiencia recogida entre la tarde y la noche del primer día del segundo mes del año. La experiencia transitó durante una de las jornadas más calurosas del verano, con el plus de una breve pero contundente tormenta eléctrica que impidió a los presentes poder disfrutar del programa completo de presentaciones, como la de Plan B, la banda tresarroyense que realiza uno de los mejores tributos a Soda Stéreo.


Aguila Dorada (Foto gentileza Patricio Elías)


“Hizo mucho calor por la tarde y pese que a que muchos optaron por la playa, desde las 19 comenzó a acercarse público desde Copetonas, Oriente, turistas y hasta tresarroyenses que conocieron El Puente Viejo”, dijo Carrera. 

La presencia del público y hasta de los intendentes de Tres Arroyos, Carlos Sánchez y Raúl Reyes, de Coronel Dorrego –junto a sus respectivos delegados Mariano Hernández y Patricio Bertone- marcó un auspicioso acompañamiento para el festival que recogió su primera experiencia en un ámbito natural que fue preparado con esmero por las delegaciones, y fue custodiado por las fuerzas de seguridad, como la policía; y servidores públicos como bomberos y guardavidas. 


Lucas Oviedo (Foto gentileza Patricio Elías)


De hecho Carrera destacó el operativo dispuesto por los municipios para garantizar la seguridad de los asistentes, como así también de las comodidades con las que se encontraron al arribar a un sitio visitado también por el turismo rural y de estancia. 

Contó el ex Jilgueros que después de la presentación de la mayor parte de los números artísticos previstos desde la organización “comenzaron a notarse los primeros rayos de la tormenta eléctrica” que se precipitó una vez concluida la presentación de Los 14 de la Mesa, que precedía a Plan B, la presentación más esperada de la noche. 

“Mucha gente se fue a la corridas, cayó un chaparrón fuerte que duró poco”, explicó el músico que durante la etapa de organización tomó el compromiso –junto a integrantes de su familia- de forestar parte del predio. 


Ricardo Oscar Luzuriaga (Foto gentileza Patricio Elías)


“Dentro de todo estuvo bien, por ser la primera. Fue más de lo que se esperaba”, afirmó. Aunque observó que hubo poca presencia de artesanos aspecto que para una próxima edición será revisado, según estimó. 

De todas maneras contó que hubo un plus para quienes se quedaron y aguantaron el paso de la tormenta. “Ligaron una guitarreada y algunos tomaron alguna bebida más, se armó una rueda de una hora aproximadamente”, confió.

Los artistas
Los artistas que formaron parte de la primera edición fueron Los del Fondo; Acción Zumbera; el trio Sandra Vulcano, Viviana Lucas y Oscar Jensen; danzas árabes Shokran; Ricardo Oscar Luzuriaga; Rurales de la Danza; Los del Sureste; Lucas Oviedo; Aguila Dorada, Los 14 de la Mesa y Plan B, que no pudo realizar su show. 

Además hubo presencias de los autos personalizados de 3A Team, fomento de turismo aventura, patio de comidas, paseo de artesanos y entretenimientos. 

Al margen de la lluvia, para Carrera “desde arriba del escenario se veía una postal; la gente estaba muy feliz y eso es para recalcar”. 

Agradecimientos 
Por su parte el delegado de Copetonas, Mariano Hernández, en declaraciones a este diario valoró lo echó al sostener que si bien se tiene la vara alta por la Fiesta del Mate y la Torta Frita, es para reconocer este festival “teniendo en cuenta que es el primero -que no es en un pueblo- sino a unos kilómetros, cosa que demanda mucha logística”. 

Contó que como El Puente Viejo no cuenta con energía eléctrica, “se montaron dos generadores sobre la barranca, uno para sonido y otro para cantina, fogones y la iluminación para esa noche”. 

Hernández explicó que “muchas cosas podían fallar, son riesgos que no tenemos cuando desarrollamos un evento en una localidad. Pero se fueron sorteando todos los percances que surgieron, gracias al trabajo nuestro y al apoyo de amigos que enseguida se suman y te dan una mano gigante en ese momento”. 

Desde la delegación el funcionario afirmó que “el resultado, medido en cantidad de público, nos sorprendió. Cuando hablábamos con los chicos de la sub comisión de fútbol de Club Copetonas, que estaban a cargo del fogón acerca de la cantidad de comida, realmente nos costaba imaginar un número de público”. Y agregó: “para cualquier institución es difícil ya que se trabaja mucho para ganar algún dinero que siempre hace falta pero con margen de ganancia chico, esto hace que no se pueda salir a comprar mercadería por las dudas. Un error en el cálculo, o un día que el clima no acompaña, y se pierde plata”. 

El conductor de Copetones agradeció a las instituciones que se sumaron al festival. “Fueron muchos viajes, muchos vehículos particulares, mucha gente trabajando hasta la madrugada. Estamos contentos porque vendieron toda la mercadería, entre chorizos y hamburguesas sumaron 900 unidades”, aseguró. 

Finalmente agradeció los recursos puestos por los municipios de Tres Arroyos y de Coronel Dorrego al servicio del festival como ambulancias y hasta patrulleros recorriendo no solo el predio, sino también los estacionamientos. “La policía de Copetonas, a cargo del sargento Mársico, montó un puesto de control 800 metros antes de llegar al río para lograr disminuir la velocidad de los vehículos al ingresar al estacionamiento”, dijo Hernández quien también reconoció los aportes del secretario de Seguridad Jorge Cordiglia; el director de Turismo, Julián Lamberti y del coordinador de seguridad en las playas del distrito, Sergio Bertonchelo.  

Mas información sobre el Festival del Río Quequén en la edición impresa del viernes en la página de Oriente