La Ciudad

ARBA: moratoria contempla quita de hasta 100% interes

Cristian Girard: “No queremos que las Pymes bajen las persianas”

09|02|20 13:14 hs.

El director ejecutivo de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires, Cristian Girard, explicó en una entrevista exclusiva con LA VOZ DEL PUEBLO que en el marco del Plan integral “arriBA PyMES”, ARBA anuncia un plan de pagos con una moratoria que está incluida en la ley de emergencia que se sancionó en la Legislatura a instancias del gobernador.


“En ese proyecto de ley donde se declara la emergencia el objetivo primordial es atender una realidad excepcional, porque lo primero que hay que decir es que el contexto no es normal y, por eso, el proyecto proponía una condonación del 100% de los intereses por mora y resarcitorios y de las multas que tuvieran las Pymes con ARBA”. 

El programa “arriBA PyMES” es una iniciativa del gobierno de la Provincia que busca impulsar la recuperación y el desarrollo productivo de las micro, pequeñas y medianas empresas bonaerenses. Para ello intervienen conjuntamente ARBA, el Banco Provincia, y los ministerios de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, Trabajo y Desarrollo Agrario. 

El funcionario recordó que el gobernador Axel Kicillof durante la presentación del programa habló de la crisis económica que atraviesa la provincia de Buenos Aires que es el corazón productivo de la Nación, situación que conoce muy bien por la observación directa en el territorio -a través de las recorridas que realizó- y lo que muestran las estadísticas. 



“La crisis no reconoce diferencias entre sectores por eso, todas las Pymes de todos los sectores de la economía, -aunque haya habido algunas que ganaron durante los cuatro años de gestión de (Mauricio) Macri y (María Eugenia) Vidal-, están atravesando una crisis generalizada y la situación está lejos de haber terminado, quizá este sea el momento más crítico en el que terminan decidiendo cerrar las persianas”, indicó el director ejecutivo.

La deuda 
En la provincia, unas 600 mil empresas tienen deudas con ARBA por unos 26 mil millones de pesos. De estos, la mitad es por Ingresos Brutos y la otra es por Impuesto Inmobiliario y Automotor. 

Con el plan que propone la Agencia podrán acceder a la moratoria aquellas con deudas vencidas al 31 de diciembre de 2019 en instancia judicial y prejudicial de los Impuestos Inmobiliario Básico y Complementario, a los Automotores, Ingresos Brutos y Sellos. 

El programa “arriBA PyMES” propone cuatro líneas de créditos del Banco Provincia, una moratoria del Ministerio de Trabajo para multas e incumplimientos y se crea un registro de empresas en el ámbito del Ministerio de Producción. 

Hay un plan 
El plan prevé una moratoria con una quita completa de los intereses y de las multas que las Pymes tienen de deuda con ARBA, además de la posibilidad de financiar esa deuda hasta 10 años -120 cuotas-. 

La medida permite el levantamiento de embargos con el simple acogimiento al plan de las Pymes que quieran acceder a la moratoria. Estas podrán hacerlo entre el 2 de marzo y hasta el 31 de mayo inclusive y para ellos deberán registrarse -con una declaración jurada- previamente en la web “ActiBA” del Ministerio de Producción.

Con ese certificado las empresas podrán acceder a la web de ARBA con la clave y armar el plan de pago para cancelar la deuda. Una vez realizado el trámite se informará la quita según la cantidad de cuotas que elija el contribuyente. “En algunos casos la condonación puede llegar hasta el 70% del valor de la deuda actual”, manifestó Girard. 

Fortalezas 
Los dos conceptos básicos del plan son: la quita del 100% de los intereses y las multas y, la posibilidad de financiar hasta en diez años el capital adeudado. 

La novedad respecto a la historia de los planes de pago de ARBA y de los que implementó la Nación es la segmentación de manera progresiva por tamaño y tipo de empresa.   

Habrá unas condiciones para las microempresas, otras para las pequeñas y unas distintas para las medianas empresas según las definiciones del SePYME del Ministerio de Desarrollo Productivo de Nación que formula esas categorías.  

Características distintivas 
El director de ARBA destacó entre las características distintivas del programa la segmentación progresiva “en la que daremos un beneficio un poco mayor a las microempresas donde planteamos que no es necesario realizar un anticipo para conformar el plan de pagos”. 

Asimismo agregó que “una vez definido eso existe la posibilidad de pagar en tres cuotas sin interés o entre seis y 120 cuotas con interés fijo con tasas de entre el 1,5% y el 2,75% según el plazo que se elija”. 

En tanto, las pequeñas empresas deberán abonar anticipos de entre el 5 y el 15% que la empresa va a tener que pagar para acceder al financiamiento de lo adeudado con tasas de interés de entre el 1,75% y el 3% en forma creciente de acuerdo a la cantidad de cuotas. 

Finalmente, las medianas empresas deberán pagar un anticipo de entre el 5% y hasta el 20% con tasas de interés de entre el 2% y el 3%. 

El objetivo 
En ese contexto el funcionario provincial puntualizó que “nuestro objetivo central es que las empresas no cierren, reactivar la producción, fondear, dar crédito financiero a las empresas y descomprimir la carga tributaria para darles aire financiero. De este modo, podrán transitar los meses que van a transcurrir hasta que maduren las políticas económicas de Nación y de Provincia que están orientadas a generar crecimiento económico porque cuando una Pyme baja sus persianas, no vuelve a abrir y, detrás de cada una de ellas hay una familia”. 

Girard explicó que este plan se traduce en “ayuda financiera” porque las empresas que regularicen su deuda con ARBA automáticamente pasan a ser “sujeto de créditos”. 

Asimismo manifestó que el programa permitirá reformular planes de pagos vigentes o caducos en hasta 120 cuotas. Y para aquellas Pymes cuya deuda se encuentre en instancia judicial, se le levantarán los embargos con sólo acoger a esta moratoria. “Esto es una liquidez fresca que van a tener las Pymes para descomprimir un poco la situación económica y financiera, todo en el marco de la suspensión del aumento de tarifas y de la recomposición del ingreso de los jubilados y del salario de los trabajadores, que hará que más o menos la ecuación de la Pyme se ponga en línea con el sostenimiento de la empresa abierta y, que cuando la economía comience a crecer, pueda acompañar el crecimiento con inversiones y mejore también la recaudación de la Provincia”. 

           ------------------------------

Proyecto de gestión de ARBA

El director ejecutivo de ARBA, Cristian Girad le contó a LA VOZ DEL PUEBLO los objetivos de gestión: “Por un lado reforzar y seguir trabajando en mejorar la calidad de los servicios, agilizar los trámites no presenciales a través de la web o de Apps para que se pueda cumplir con el pago de los impuestos de manera simplificada”, expresó. 

En este sentido anticipó que la idea es “tener una política agresiva de comunicación para mejorar la educación contributaria, es una tarea pedagógica, por eso, evaluamos impulsar algún convenio con la Dirección General de Educación y Cultura para que en los establecimientos escolares los alumnos y alumnas desde su formación puedan diferenciar una tasa municipal de un impuesto nacional o provincial y lo que eso conlleva”. 

Finalmente destacó que se proponen “retomar el rol fiscalizador de la Agencia poniendo foco en los grandes contribuyentes, detectar dónde los grandes jugadores que concentran participaciones en los mercados o cadenas de valor pueden hacer alguna filtración de recaudación que deberían ingresar en las cuentas de la Provincia y terminan en otro lado o por evasión o por hacer subdeclaraciones en otras jurisdicciones que tienen una alícuota menores para algunas actividades”. 

Girard planteó que “nuestro sistema de recaudación no va a cargar el peso sobre los pequeños contribuyentes, por lo que se orientará en la captación de los recursos en los grandes jugadores”. 

En alusión a los cuatro años de gestión macrista dijo: “Frente al industricidio del gobierno anterior, éste orienta su economía a la educación, la salud, la producción y el empleo, esas son las prioridades que propone el gobernador”, concluyó.