El Campo

.

Con la cuarentena se terminó de hundir el mercado de camionetas

11|04|20 10:20 hs.

El año había comenzado con muy poco movimiento en el mercado de las pick ups. Pero en los primeros días de marzo se generaron algunas ventas que alentaron las expectativas de una recuperación. Nada de eso ocurrió, a partir de la irrupción del coronavirus en escena y la imposición de la cuarentena obligatoria, el golpeado mercado recibió una piña de nocaut. 


Durante el mes pasado se patentaron apenas 4033 utilitarios livianos en la Argentina, con una caída del 51,9% respecto a marzo de 2019, según el reporte de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (ACARA). 

En rigor, el informe de la entidad computa las ventas reportadas al 19 de marzo, fecha de entrada en vigencia de la cuarentena en todo el país. 

En el primer trimestre del año, el segmento de utilitarios livianos totalizó 21.981 unidades patentadas, con una retracción de 27,9% respecto al periodo enero-marzo del año pasado. 

En el mercado total de automotores, las ventas de marzo sumaron 17.739 patentamientos de unidades 0 Km, con una baja de 54,7% respecto a igual mes de 2019. 

Top Ten 
En el segmento de Pick Ups, los 10 modelos más vendidos en marzo fueron: 
- Toyota Hilux: 1136 unidades (28,2%). 
- Volkswagen Amarok: 481 unidades (11,9%). 
- Ford Ranger: 323 unidades (8,0%). 
- Fiat Toro: 305 unidades (7,6%). 
- Chevrolet S10: 267 unidades (6,6%). 
- Nissan Frontier: 131 unidades (3,3%). 
- Renault Duster Oroch: 120 unidades (3,0%). 
- Fiat Strada: 112 unidades (2,8%). 
- RAM 1500: 108 unidades (2,7%). 
- Volkwagen Saveiro: 54 unidades (1,3%). 

Caída libre 
La venta de camionetas se derrumbó en lo que va de 2020 en el contexto de emergencia sanitaria, pero la crisis había arrancado a mediados de 2018. Ante la falta de financiamiento a tasas de interés accesibles en 2019 bajó al nivel de 2012. 

En los años 2013, 2014 y parte de 2015 las ventas se sostuvieron a partir de la posibilidad de financiar la compra de vehículos con tasas de interés reales negativas (en 2014 adicionalmente rigió un plan crediticio oficial denominado ProCreAuto). 

La recuperación de las ventas ocurrida en 2016 y el récord registrado en 2017 obedeció en buena medida al cambio de expectativas que por entonces generó en el agro el gobierno de Mauricio Macri, que luego de eliminar la mayor parte de los derechos de exportación vigentes durante la gestión kirchnerista, volvió a implementarlos en septiembre de 2018. 

Finalmente, en 2019 las ventas se derrumbaron ante la imposibilidad de acceder a créditos prendarios -debido a las tasas de interés estratosféricas que comenzaron a regir desde el segundo semestre de 2018- combinado con la ausencia de expectativas favorables para el sector a partir de la probable y luego definitiva victoria de la fórmula Alberto Fernández-Cristina Fernández de Kirchner en las elecciones presidenciales.