Un argumento. Para los motines en distintas cárceles fue la obtención del beneficio del arresto domi

Opinión

Desde la Redacción

Arrestos domiciliarios: ¿Será peor el remedio que la enfermedad?

27|04|20 08:34 hs.

Por Quique Mendiberri 

Tw: @QuiqueMendi 

Una negociación entre los presos y el Estado tras los sangrientos motines en cárceles de la Provincia y el AMBA hizo que la sociedad visualice el tema en los últimos días de la semana pasada. 

Sin embargo, en Tres Arroyos, se conocieron dos casos que permiten suponer que el remedio para prevenir el Coronavirus en las cárceles, probablemente sea peor que la enfermedad que se combate. 

En las últimas horas, se conocieron dos casos que ponen sobre la mesa consecuencias negativas de haber dispuesto sobre ellos el arresto domiciliario.

En la madrugada del domingo 19 de abril, un sujeto que se hallaba pagando en su domicilio la condena a prisión en el marco de un delito de “daño y lesiones” en perjuicio de su ex pareja, fue sorprendido por la policía robando un televisor de la cantina del Club Unión. 

El sospechoso, después de ser trasladado a la Fiscalía, fue alojado nuevamente en su casa, donde a pesar de haber violado las normas de conducta que le impone ese beneficio judicial, debía continuar allí cumpliendo la condena que le cayó en 2015, ya que en prisión, correría el riesgo de contagiarse Coronavirus. Además, según confiaron oportunamente fuentes policiales a LA VOZ DEL PUEBLO, ese delito por el que se halla preso, es considerado “de bajo riesgo” por las autoridades de ejecución, y lo transforma en susceptible de recibir el beneficio mientras dure la pandemia.

Con este último criterio, la decisión de concederle el arresto domiciliario a sujetos acusados de otros delitos como “abuso sexual”, también le permitieron esperar el juicio oral con prisión preventiva en su casa a un jubilado de San Francisco de Bellocq, acusado de haber ultrajado a menores de edad. 

El sábado en horas de la tarde, esta medida derivó en la violenta reacción de la madre de una de las víctima que, presa de la indignación, acudió al domicilio del imputado y le propinó una golpiza que motivó el inicio de una causa por “daño y lesiones” en su contra. Por tratarse de una mujer policía, su carrera también se verá afectada. 

Por lo tanto, hasta el momento y a simple vista, los dos únicos casos de beneficio de arresto domiciliario para prevenir el Coronavirus (que asegura conocer la policía en el distrito de Tres Arroyos) entre personas que debían estar alojadas en penales, derivaron en casos de inseguridad, violencia y, por lógica exigencia del respectivo control, un probable debilitamiento de la faz preventiva en la calles por parte de las autoridades que, en algunos casos, abiertamente se oponen a esta disposición.