El Campo

Informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires

El clima no le da respiro al trigo

24|07|20 10:14 hs.

La campaña triguera 2020/21 volvió a sumar una semana con contrastes climáticos que no permitieron avanzar con la siembra en la zona núcleo cerealera del sudeste bonaerense y tampoco una buena evolución de los lotes ya implantados en el centro y en el norte del área agrícola nacional. En un caso la culpa la tiene el exceso de humedad productos de nuevas lluvias; en el otro la falta de precipitaciones.


La situación quedó reflejada en el último Panorama Agrícola Semanal que publica el Departamento de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, que explica que la siembra de trigo alcanzó a cubrir el 94,1% de las 6,5 millones de hectáreas proyectadas para el ciclo 2020/21, pero que en el caso del sudeste bonaerense el avance es del 68,8%. 

“Las lluvias de la última semana en el sur del área agrícola nacional demoran las labores de implantación de trigo. El progreso intersemanal de siembra fue de tan solo 2,9 puntos porcentuales, marcando a la fecha una demora interanual de -2,3 puntos”, se indica.

“La acción de lluvias y lloviznas en el sur del área productiva dificulta la entrada de máquinas a los lotes. Puntualmente, en el sudeste de Buenos Aires, donde los eventos de precipitaciones de las últimas semanas fueron prácticamente ininterrumpidos, se alcanza a la fecha una demora interanual en las labores de -12,3 puntos porcentuales”, agrega.

Seca y calor 
En paralelo, y sobre el centro y norte del área agrícola nacional, la falta de precipitaciones continúa acentuando la situación de déficit, afectando los nacimientos de los últimos lotes sembrados y el crecimiento y desarrollo de los cuadros más avanzados. 

"El 20% del trigo presenta condición de regular a mala producto del déficit hídrico”, se indica. “En la franja norte del país, el cereal comienza a mostrar mermas de crecimiento y problemas de desarrollo. No sólo a causa de la falta de precipitaciones, sino también por altas temperaturas registradas en la última semana, que aceleran el desarrollo e incrementan la demanda de agua”, se explica.

“Puntualmente en el NOA, los primeros lotes inician estadíos de encañazón, y de no recibir agua en los próximos días podrían verse severamente comprometidos”, se advierte. 

Por su parte, en el centro de la región, en las provincias de Córdoba, Santa Fe y Núcleos Norte y Sur, el escenario de déficit hídrico ha provocado nacimientos desparejos y crecimiento lento.

Al mismo tiempo, se han registrado eventos de heladas que han provocado daños en las hojas, y la falta de lluvias dificulta su recuperación. “De todas formas, al encontrarse en estadios vegetativos, podrían mejorar fácilmente si esta situación se revierte”, aclara la Bolsa.