| Secciones
| Clasificados
Tres Arroyos, SÁBADO 13.04.2024
// 15.1 °C
DÓLAR HOY: $855 | $913
DÓLAR BLUE: $975 | $1005

La policía frustró una cuantiosa estafa a una jubilada y detuvo a dos sospechosos

Vistas de esta entrada: 1

Otra vez la policía de nuestra ciudad logró recuperar un cuantioso botín que había sido sustraído a una jubilada con un ardid de Cuento del Tío. En esta oportunidad, dos sujetos oriundos de Ciudad Evita fueron arrestados en la noche del miércoles por el personal de la Comisaría Primera, tras un rápido operativo que, además, permitió recuperar un botín de 100.000 dólares que habían sido sustraídos en horas de la tarde a una jubilada mediante un engaño. Los sospechosos, identificados como Martín Nahuel Protto, de 35 años, y Damán Oscar Pestic Macario, de 33, son nativos de la citada localidad del distrito de La Matanza, y fueron aprehendidos durante un allanamiento de necesidad y urgencia en el departamento de alquiler temporal en el que se refugiaban, en la calle Magallanes al 900.

Según informaron fuentes policiales a LA VOZ DEL PUEBLO, habían pasado varios minutos de las 14, cuando uno de los delincuentes llamó por teléfono a la víctima haciéndose pasar por el hijo de una mujer de 81 años que reside en un inmueble de la calle Colon al 100, quien posteriormente le confesó a la policía que le había creído ya que su voz era muy parecida. En la comunicación, el sujeto le dijo que debía darle los dólares que tenía ahorrados, ya que habían actualizado su numeración y tenían que cambiárselos por otros billetes más nuevos.
En esas circunstancias, la mujer, una docente jubilada de 81 años, acudió a una entidad bancaria de nuestra ciudad, fue a su caja de seguridad y retiró el efectivo que, poco después, luego de una nueva llamada telefónica, le entregó a uno de los ladrones que pasó a buscarlos por su casa; no sin antes obeceder las instrucciones que le indicaba el hombre que se hacía pasar por su hijo, acerca de ponerlo en una bolsa y dárselo a “un amigo” que lo recogería.
Dos horas después de haber entregado el efectivo, la mujer notó que había sido víctima de un engaño y llamó al 911. Al llegar la policía, la víctima describió a los delincuentes con escasas precisiones, ya que no había tenido oportunidad de observarlo con detenimiento, al igual que el auto en el que se movilizan, un Fiat Cronos de color oscuro, al que definió como “un auto oscuro”.

Comienza la cacería

Con todo lo aportado y descripto por la víctima, es que se inician rápidamente diligencias de rigor por parte del Grupo Técnico Operativo (GTO), en conjunto con personal municipal perteneciente al centro de monitoreo urbano de nuestra ciudad. En una intensa búsqueda de imágenes producidas por cámaras en cercanías al lugar de donde se habría perpetrado el ilícito, como así también distintos tipos de relevamientos de los que surgieron diversos indicios, pesquisas y recolección de cámaras privadas de seguridad. Dicho accionar arrojó resultado positivo para el vehículo buscado y su dominio, oportunidad en la que constató que se trataba de un vehículo marca Fiat Cronos Drive Drive, de color gris oscuro y dominio colocado AE 011 WN, con un daño en el lado izquierdo del paragolpes trasero, donde le faltaba un pedazo.
Con esos datos, el personal de centro de monitoreo comenzó a realizar un seguimiento del vehículo y lo localizó en una de las cuatro avenidas, a más de mil quinientos metros del lugar del hecho. Así, el personal de GTO realizó tareas encubiertas con vestimenta informal, acción que les permitió determinar con certeza la dirección en la que se hallaba el auto.
Así, se le dió intervervención a la UFIJ N° 13, a cargo del doctor Carlos Facundo Lemble y su instructora, la doctora Natalia Dello Russo, quienes avalaron el procedimiento al dar directivas a seguir al personal policial allí apostado para preservar el lugar con tareas de discreción, a los fines de ganar tiempo mientras se solicitaba una orden de allanamiento al Juzgado de Garantías.
Con la orden de registro domiciliario en su poder, la policía logró aprehender a los dos sospechosos y, además, proceder al secuestro de alrededor de 100.000 dólares, seis teléfonos celulares, dos computadoras, 10.650 pesos, prendas de vestir utilizadas para la comisión del propio hecho delictivo llevado a cabo y el auto en el que se movilizaban, antes de ser trasladados a un calabozo de la Comisaría Primera, desde donde ayer fueron trasladados a la Fiscalía para ser indagados en el marco de lo establecido por el artículo 308 del Código Penal por el delito de “estafa”.
Fuentes policiales no descartaban que los ladrones hayan tenido planeado otro golpe similar, ya que no se movieron de Tres Arroyos apenas conseguida esa singular cifra, “la vieron fácil y se confiaron”, comentó al respecto un miembros del exitoso operativo del miércoles por la noche.

Antecedente feliz

Hace poco más de un año, en abril de 2022, la policía de nuestra ciudad, precisamente el comisario Juan Walter Fernández, jefe de la Policía Comunal de Tres Arroyos, y el subcomisario Fabián Korman, titular de la Comisarìa Primera, le restituyeron 300.000 dólares a una jubilada que había sufrido un cuento del tío en su casa del barrio Residencial.
En aquella oportunidad, una mujer y su hijo fueron monitoreados telefónicamente por un grupo de delincuentes que logró escapar, pero no llevarse el botin, que arrojaron en un terreno baldío de la calle Sebastián Costa; seguramente sin saber el monto de lo que le habían arrebatado a la víctima momentos antes.
Es que, cuando la mujer llegó a su casa en remis desde el banco al que había ido a retirar los dólares, uno de los delincuentes, presionado por el inminente arribo del hijo de la víctima, le abrió la puerta del vehículo a la señora y le arrebató la bolsa en la que traía el dinero.
En ese preciso instante, el hijo de la mujer fue testigo de la situación y se inició una persecución en la que, además, participó el personal policial.
Cercado por las autoridades, el delincuente se refugió en una vivienda, donde esperó que lo pasen a buscar sus cómplices y, aparentemente para no tener encima elementos que lo comprometan, se deshizo del bolso con el dinero.
Cuando estaba a punto de ser capturado, sus cómplices lo recogieron en un vehículo y logró fugarse.  
COMENTARIOS

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

OPINIÓN

COMENTARIOS
TE PUEDE INTERESAR